Portada » Blog » Versos incluidos en la «Historia del conde Fernán González» de fray Gonzalo de Arredondo

Versos incluidos en la «Historia del conde Fernán González» de fray Gonzalo de Arredondo

por Javier Iglesia Aparicio
0 comentario 660 visitas 77 min. de lectura
A+A-
Reset
Historia de Fernán González de Arredondo. ms. Y-III-2 del Monasterio del Escorial

Contenidos

Se publican en este artículo los 1443 versos que están incluidos en la Historia del conde Fernán González, obra escrita por fray Gonzalo de Arredondo y Alvarado (abad de San Pedro de Arlanza y cronista de los Reyes Católicos) en torno a los años 1513/14 y dedicada al emperador Carlos V.

La obra se ha conservado en tres manuscritos: el ms. Y-III-2 del Monasterio del Escorial, el ms. 2.788 y el ms. 19.158 de la Biblioteca Nacional de Madrid.

Los versos fueron publicados por primera vez por Nicolás Torrano en tres artículos publicados en el boletín de la Institución Fernán González con el título Edición crítica de los versos inéditos de Arredondo sobre Fernán González: 2º sem. 1980, Año 59, n. 195, p. 273-326, que contiene el estudio y la introducción; 1er sem. 1981, Año 60, n. 196, p. 53-110, los versos 1 -788; y en 2º sem. 1981, Año 60, n. 197, p. 321-360, los versos 789 a 1443.

Los números entre paréntesis son notas de Nicolás Torrano sobre distintas grafías o palabras en los distintos manuscritos por él cotejados.

LIBRO PRIMERO

Capitulo XXXVIIII. Commo el buen conde don Gonçalo Nuñez ovo batalla con Florino Saturnis vno por vno y de otra batalla que despues se subçedio y de las grandes virtudes de conde y condesa y de sus hijos y de la muerte del rrey don Ordoño.


1 Ovo don Gonçalo Nuñez quatro fijos varones,
todos quatro de grand guisa y de gra[n]des coraçones,
estos partieron la tierra y la dieron a ynfançones,
por do ellos la partieron (1) ay estan los mejores.


Capitulo XLI. Commo los castellanos alçaron por su señor a don Rodrigo Fernandez hijo de don Gonçalo Nuñez y de algunos fechos del Rey don Alonso y de don Bernaldo del Carpio.

5 Fino Diego Gonçalez cavallero muj loçano,
finco toda la tierra entonces en el hermano,
don Rodrigo avia por nonbre, este era el mediano,
señor fue muj grande del pueblo castellano. (2)

LIBRO SEGUNDO

Capitulo primero. De commo los castellanos fueron por el infante don Fernand Gonçales a la montaña para le alçar por su señor. Notase la fidelidad y lealtad que los subditos y nobles deven tener a su señor y commo los castellanos se condolian de la muerte del noble qonde don Gonçalo Nuñez y de sus fijos don Diego Gonçales y don Rodrigo.

9 Fernand Gonçales nonbrado
aquel noble cavallero
y ende bien adotrinado
y en la montaña criado
fue y amjgo verdadero.

Muertos padre con hermanos,
15 fueron con grand presteza
nobles todos castellanos
besandole pies y manos
por señor y su lindeza.


Capitulo segundo. Commo los castellanos alçaron por su señor al qonde Fernand Gonçales fijo tercero del conde don Gonçalo Nuñez. Notase la humjIdad del señor e subditos e qual deve ser el que preside.


A Burguillos ya llegados
20 todos con grande honor,
ende todos ayuntados,
ende todos concertados,
al conde alçan por señor.

Honrran todos la lind[e]za
25 deste ynfante tan honrrado,
mjran todos su biveza,
de si echan la tristeza
por aqueste aver cobrado.

Capitulo terçero. Commo el qonde Fernand Gonçales establesçio e hizo leyes en Castilla luego que fue alçado por señor. Notase el temor que los prinçipes y señores deven tener a dios y commo deven obtenperar a sus leyes y decretos.

30 Alçado el ya por señor
de la gente de Castilla
syete leyes de grand valor
de excelencia e primor
les dio por (3) maraujIla,

confirmando y donando, (4)
35 avmentando donaçion,
castigando, perdonando,
desterrando, convocando
los malos a saluaçion.

Fernand Gonçales alçado
40 por conde de quinze anos,
de virtudes adornado,
de dios el ynflamado,
a el alça la sus manos

orando con devocion
45 asj le plega ayudar
que con rreta intençion
el merezca saluaçion
y a los moros destroçar.

Capitulo IIII. Commo el qonde Fernand Gonçales dio batalla a Elich principe de los moros y los vençio y mato. Notase la fe que los señores deuen avver, commo todas sus obras e fechos deuen ser enderesçados y ofresçidos a dios y a sus sanctos por que vayan de bien en mejor.

El devoto conde, orando,
50 oyo bozes que le clavan
commo andavan matando
(5) los moros e destroçando
todo quanto (6) fallavan.

A (7) los suyos conuocando
55 este conde a conçejo,
mucho esfuerço les esta dando,
a la lid los anjmanclo,
dandoles noble consejo.

En dios esforçado toma (8)
60 de su gente esforçada
y VII mil moros mato
con Hahelir (9) que no escapo
de su lança sangrentada.

Castellanos tan benditos
65 vencieron tan grand poder
a los moros tan maldjtos
syendo muchos tan poquitos
les (10) hizieron rretorçer.

Sus despojos que tomavan
70 en syete partes partian
a yglesias y pobres clavan
a defuntos que purgavan
todo quanto podian,

entre sy se concordando
75 syn aver njngund defeto
todos todos se gozando,
todos todos loores dando
por tener señor tan rreto,

todos los moros quemando
80 en foguera muj straña
moros judios tornando (11)
enseñando baptizando
en la santa fe xristiana,

los xristianos sepultando
85 noblemente segund rrito
muchas mjsas se cantando
monesterio çimentando
de orden de Sant Benjto.

Capitulo V. Commo el buen qonde Fernand Gonçales convocados los sus nobles castellanos establesçio sus capitanes y rretores. Notase la noble cavallerja del conde y commo los principes y señores deven someter sus cosas a los de buena parte y temerosos de dios y enemjgos de malos fechos.

Mando el conde pregonar
90 por Castilla destos modos
que se pensasen de librar
y todos syn al se armar
a Burgos venjendo todos,

donde a grandes e menores
95 les quiso dezir su veer
e ansy fechos sus mayores
capitanes e rretores
contra moros fue mover.

Capitulo VI. Commo el buen conde Fernan Gonçales vençio y tomo y (12) mato syete rreyes moros y tomo el castillo de Lara. Notase el grannd esfuerço del qonde y castellanos y el zelo de ensalçar la santa fee y el amor que el conde mostrava a los muertos y commo sobre pleytesya se tomo Lara.

Syete fueron sobre Lara
100 los rreyes que el y mato
gente mucha y rrenegada
ynfinjta non contada
las cabeças les corto.

Dos lides fueron canpales
105 las que ese dia vençio,
siete cabeças rreales
fasta alli sienpre triunphales
del castillo las colgo,

sepultando con honor
110 los muertos en la batalla,
honrrandolos con grand primor,
dando loores al señor
que de todos nadie calla,

sojuzgando a toda Lara
115 a su poder e mandado,
su fama gentil e cara
su estado e la su vara
de todos syendo famado.

120 el prinçipio del guerrear
Notes bien, letor,
que los moros su honor
perdieron y primor
en este batallar.

De aqui fue su perdiçion
125 a vanderas desplegadas,
fue aqui su mjnaçion, (13)
fue entera destruyçion
a las gentes rrenegadas.

Capitulo septimo. Commo el qonde don Vela y don Rui Velazquez capitanes del conde Fernand Gonçales corrieron tierra de moros. Notase que los capitanes no se deven desmandar syn voluntad de su Rey e señor y que en todo deuen ser circunspetos.

Repartidos los thesoros
130 y vençida la batalla
(14) fueron (15) los perros (16) moros
de capitanes decoros
destruyclos cierto syn falla,

la su gente destroçanclo
135 panes viñas e frutales,
dizienclo todos llamando:
«Biva, biva (17) don Fernando
con sus fechos asi tales!»

Capitulo VIII. Commo el Rey don Alfonso rreeçibio al buen qonde Fernand Gonçales. Notase de bien querençia con enbidia e magnifiçençia y commo los Reyes deven amar a los cavalleros ardides y virtuosos.

Resonavan las vitorias
140 deste qonde tan humano
por naçiones y memorias
do vinjeron sus historias
aquel Rey Alonso el Magno,

del qual fue con proçesyon
145 noblemente rresçibido
diziendo de coraçon:
«Aqueste, aqueste es (18) varon
sobre todos escogydo».
Fue su amor tan entrañable

150 desde Rey y conde entramos
que luego queria dexarle
este Rey tan amigable
su corona e çetro adamos.

Non consiente aquel potente
155 Fernand Gonçales nonbrado
mas diciendo: «Rey excelente,
vos soys el que a esta ge[n]te
por dios soys yntitulado».

Capitulo IX. Commo los capitanes Lagete y Avdalla escriujeron a los Reys moros los grandes fechos del buen conde don Fernand Gonçales. Notase que avn los malos y ynfieles agradan los fechos de los buenos avnque sus obras non syguen.

Lageth Avdalla congoxosos
160 alos moros scriujeron
Los grandes fechos fermosos (19)
excelentes y gloriosos
que el conde y suyos hizieron

destruyendo los (20) descreydos
165 y sus tierras atalando,
aviend[o] a (21) muchos perdidos,
destroçados, conqueridos,
y andando mas buscando.

Capitulo X. Commo el buen qonde Fernand Gonçales convoco y anjmo a los castellanos para ensalçar la santa fee catholica y destruyr a los moros. Notase el buen zelo que los cavalleros deven tener al serujçio de dios.

Conuocados castellanos
170 y avido su consejo
fueron todos commo hermanos
a destruyr a los paganos
y darles mal trebejo
dando el qonde tal rrazon
175 que todos se agradavan
yvan todos con sazon
esperando en alto don
por que en todos bien punavan (22).

Capitulo Xl. Commo el buen qonde Fernand Gonçales conbatio el castillo de Muño y le tomo por fuerça darmas y mato a alcayde Lageth y se tornaron los moros xristianos. Notase la fe y discreçion y liberalidad que los caudillos deven aver.

Parte de Burgos el conde
180 con su gente esforçosa
a Muño, castillo a donde
non es cosa que se asconde
a su mano poderosa,

a Lageth deseabeçando (23)
185 con muchos otros paganos
y a los otros menazando,
a los otros perdonando
los torno todos xristianos.

Capitulo XII. Commo el conde Fernand Gonçales dio batalla al capitan Abdalla y le vençio y mato. Notanse las virtudes que a los señores deuen tener.

Vase el conde syn cessar
190 destruyendo lo (24) que falla,
mando todo lo quemar,
a todo todo stragar
a pesar de aquel Avdalla,

el qual fuerte y potente
195 batalla de presento,
en la qual mezquinamente
con su mano excelente
la cabeça le corto.

Capitulo XIII. De commo el buen qonde Fernand Gonçales çerco e concluirlo e tomo la villa de Castro Xeriz. Notase con que palabras los buenos capitanes deven esforçar sus gentes y as anjmar.

Sus pendones va (25) tendiendo
200 este conde esclaresçido,
sobre Castro Xeriz syendo,
fuertemente conbatiendo,
es de todos el temjdo,

fuertemente batallando
205 con su espada a maravilla
va los moros destroçando
y el señor se yntitulando
de aquesta noble villa.

Capitulo XIIII (26). De commo el conde Fernand Gonçales conquirio e tomo el castillo de Castro Xeriz y mato a Almundir. Notase la discreçion que se deve aver entre los enemjgos y commo deven ser los capitanes cabtos y constantes.

(27) Tornada ya la villa
210 con vitoria tan famosa,
puso çerco y (28) la su sylla
conbatiendo a maraujlla
aquella gente esforçosa.

Tenjan los moros guardado
215 fuertemente su castillo,
mas asy fue el conquistado
quel tomado y matado
fue Almundir con un quadrillo (29).

Fizo el qonde mensageros
220 por la tierra de xristianos
que luego fuesen certeros
a (30) Castro Xeriz y primeros
los sus nobles castellanos,

faziendoles rrelaçion
225 commo la villa hera tomada
y aquel luego donaçion
les daria (31) y poblaçion
porque fuese bien poblada.

Capitulo XIV. De algunos fechos nobles del Rey don Alfonso el Magno y del buen qonde Fernand Gonçales. Notase que es de fuyr mala conpañja y quel soberujo nunca fuelga y en todas cosas es ynconstante.

Si veras (32) la clemencia
230 de aqueste conde famoso
bien pensaras que prudencia
en el y presydencia
se esmaltavan y rreposo,

ca su dezir y hazer
235 sienpre hera con tal sonjdo,
conujene satisfazer
conservar y conoscer
a qujen bien nos ha serujdo.

Capitulo XVI. Commo el buen qonde Fernand Gonçales anjmava e adotrinava a los castellanos. Notase commo los principes e señores deven con alegre anjrno rresçibir las enbaxadas avn de sus contrarios y con deliberación cuerda (33) a ellas rresponder.

No queriendo asosegar
240 aquel qonde, mas seguir,
mando a todos convocar
sus gentes y las llegar
para moros conquerir.

«¡Ea hermanos!, ¡vamos, vamos!» (34),
245 el diziendo, syendo quisto (35).
«¿Oue es aquesto que andamos?
¡Muramos todos, muramos
por la fee de lehsu Xristo!»

Capitulo XVII. Commo el buen conde Fernand Gonçales corno tierra de moros y don Bermudo y don Suero se conbatieron con los moros y commo el qonde vençio a Yça, capitan de Olit. Notase la fidelidad que es de tener con los muertos.

Vase el conde muj glorioso
250 y todos (36) de coracon
con esfuerço mjlagroso
con un poder tan gracioso
a Esgueva, Dueñas, Cabeçon

destroçando y quemando
255 con coraçon viril,
heriendo y estragando
siguiendo y esbaratando
a Ayça con nueve mjII.

Ms. 2.788 Versos 249 – 258

Capitulo XVIII. Commo el buen conde Fernand Gonçales vençio a Yssen en dos batallas. Notase la biveza que los cabdillos deven auer en las lides y commo a las vezes se vencen por arte y que no consiste el vençer en muchos ser syno en ser buenos cavalleros.

El conde en Burgos estando,
260 orando no commo Tulia,
dizenle commo matando
andavan y destroçando
los moros a Bardulia.

El grand quebranto callo
265 que su coraçon syntio,
mas es çierto que yo hallo
que con çiento de cavallo
mas de XV (37) mill vençio

Quando los moros se vieron
270 vençidos de poca gente
a las armas se acogieron
pensando, segund creyeron,
los vencer ligeramente.

Mas el qonde y castellanos
275 no se dieron de vagar
luego ponjendo sus manos
en matar, prender, paganos,
por lo fecho les pagar.

Plugo en fin a la luz vera
280 a los suyos dar vitoria
ca mataron por certera
quinze mjll por verdadera
los xristianos, a dios gloria.

Alfaqujs y Yssen(38) estados (39)
285 a espada pasando (40) todos (41)
sus despojos y brocados
sus dones, cofres dorados,
partidos por syete modos.

Capitulo XIX. Commo el buen conde Fernand Gonçales fue a ver al Rey don Alfonso y le aconsolava y commo vençio el qonde a los moros. Notase quand caducas son las cosas deste mundo y commo los magnanjmos se deven de aver.

Este conde con nobleza
290 dava esfuerço y consolava (42)
Al Rey Alonso que tristeza
tenja porque su alteza
su fijo le qujtava.

Va el conde clespues dar
295 donde oyo que heran los moros
y fallados (43) de pelear
començo (44) y de guerrear
destroçandolos a todos.

Capitulo XX. Commo el buen conde Fernand Gonçales hizo armas con Muça. Notase que la fedelidad avn a los enemjgos es a guardar y de commo el conde corno tierra de Salamanca y tomo la cibdad y la entrego al Rey don Alfonso. Notase la deuoçion del qonde y conjunta clemencia.

Era grande la matança
300 que en los moros fenesçia
ya sentia su malandança
a Çulema y la (45) su lança
Salamanca aborresçia.

Renegavan, descreyan
305 moros, moras y paganos,
blasfemavan y huyan
Çulema y los que podian
los poderes castellanos.

Luego avido su consejo
310 mando el qonde batallar
a Salamanca y conçejo
darles poco de trebejo
por a todos ygualar,

sus paredes trastornadas,
315 derrocadas por el suelo,
sus haciendas del tomadas,
sus fuerças ya quebrantadas,
sin Alama aver consuelo.

Ya Alama desesperado
320 de su cibdad y alteza
al conde vase, postrado.
Commo perdido y matado,
a ponerse en su nobleza.

Quando el qonde vido aquesto
325 ovo del grand conpasyon
e luego sin al presto (46)
le dio syn njngund rresto
lo suyo syn ocasyon.

Quando aquesto vieron todos
330 dixeron con afection (47):
« Aqueste, aqueste lleva modos,
—sacudiendo los sus cobdos—
de grand sublimaçion».

«En (48) el meresçer y excelençia
335 se esmaltan (49) y (50) verdad,
en el es toda clemençia,
en [e]l (51) toda fimençia
syn ninguna falsedad».

Capitulo XXI. Commo el buen qonde Fernand Gonçales movio contra tierra de Segovia y Avila e de la batalla que ovieron tres (52) cavalleros del qonde con otros tres moros. Notase que a las vezes del enemigo es a rrescebir consejo y con la prudençia le esperimentar.

Tres cavalleros loçanos
340 vencieron con grand valor
a los moros tres paganos
matandolos con sus manos
con esfuerço y ardor.

Orbita Ferrand llamado,
345 son aqestos cavalleros,
y Remjro el muj no[n]brado
con Gonçalo el esforçado,
buenos todos verdaderos.

Capitulo XXII. Commo el gonde prosigujo su camjno contra los moros y de commo peleo contra doze cavalleros y de la batalla que ovieron los castellanos con los moros e se tomo Avila. Notase quel orgullo y soberuia sienpre son abatidos.

Quando el conde muy piadoso
350 paso a toda Salamanca (53)
mando fuerte y vitorioso (54)
que atalasen, syn rreposo, (55)
toda la tierra e comarca, (56)

destroçando e quemando (57)
355 todo quanto veyan,
sygujendo e matando,
heriendo y estragando
todo lo que podian.

El conde con cavalleros
360 dos a doze vençieron
y tres solos conpañeros (58)
nobles y asi señeros
muertos y mas prendieron.

Dieron todos con amor
365 batalla los benditos
fueron presos con dolor,
y muertos y de amargor
los moros perros malditos.

Capitulo XXIII. Commo don Gonçalo Teliz y don Lope vençieron a los moros y ganaron III lugares. Notase la liberalidad del buen conde e castellanos y quand zelosos heran del serujçio de dios.

Este conde, asy pe[n]sando (59)
370 con los ynfieles malditos,
Gonçalo Telez, batallando
fue y (60) destroçando
los moros por estos rritos,

batalla canpal ganando
375 con coraçon (61) famoso,
tres logares el tomando,
moro solo no dexando
con esfuerço anjmoso.

Abrio el qonde sus thesoros
380 muj grandes e muj famosos
que a lançadas a los moros
el ganara y tenplos coros
los mando fazer fermosos.

Resonavan grandes loores
385 al eterno dios humano
por tener señor y primores
que a grandes chicos y (62) menores
hera señor y hermano.

Capitulo XXIIII. Commo ovo disputa entre moros y xristianos sobre las leys. Notase el herror de los moros ansy por rrazones commo por escripturas.


Disputa (63) ovo de mjrar (64)
390 entre moros y xristianos
y despues de muj porfiar
juntos todos y fablar
los vençieron castellanos.

E los juezes bien lo vieron
395 ser (65) el su herror maldito
y por tanto ellos creyeron
y baptismo rresçivieron
del obispo tan bendito.

Capitulo XXV. Commo el prinçipe Açefalin y Memofar vinjeron contra Castilla y de los grandes males y muertes que hizieron en la xristiandad y commo salio contra ellos el qonde Fernand Gonçales. Notase la fidelidad de los buenos y commo deven ser esperimentados.

Oyo el qonde que sonavan
400 nuevas tristes congoxosas
commo andavan e matavan
los moros é destroçavan
las gentes y todas cosas

muj açerca le vinjendo
405 para darle cruel (66) batalla,
los xristianos el cogiendo, (67)
renegar asy haziendo
o morir todos syn falla.

Grandes heran los gemjdos
410 e muj espesa la tala.
«¡Ay! —diziendo doloridos—, (68)
¿commo somos nos nasçidos
por ver dicha tan mala?» (69)

Conuoco con coraçon
415 el qonde los castellanos
confortar et avisaçion
el faziendo y oraçion
a dios alçando sus manos.

Ayuntados y esforçados
420 del qonde los castellanos
vino vn paje con mandados
con biva sangre pintados (70)
de Açefelin (71) e paganos.

«Por tu fama luz loçana
425 —narrando— tu eres de perdon (72)
por que es çierto nuestra gana,
tu dexando tu fe vana,
de te dar buen galardon».

«Donde sy el contrario fazes
430 non es posyble escapar,
ca (73) ya tengo las mjs hazes
en canpo puestas, syn pazes,
para luego te matar».

«Tus promesa y amenazas
435 yo las tengo, el qonde, en nada,
(74) el canpo donde enplazas
donde piensas que adelgazas
te daremos la enbaxada».

Capitulo XXVI. De la fuerte batalla que ovieron el buen conde Fernand Gonçales y el prinçipe Çefalin e fueron vencidos los moros. Notase que es de vsar virtud con los enemigos y que los caualleros a los vençidos deven ser clementes.

Fue cosa (75) pavorible
440 la matança e destroyçion
que (76) esta lid tan terrible
fue fecha, cosa yncreyble,
de muertes y perdiçion.

Mas plogo al (77) soberano
445 de todos bienes veedor
queste conde con su mano,
con su poder castellano,
fue de todos vençedor.

Capitulo XXVII. Commo el buen conde Hernand Gonçales rreconçilio al Rey don Garçia con su noble padre el Rey don Alonso. Notase la devoçion fe y lealtad que deven aver los cavalleros y la subjeçion que los hijos deven a sus padres.

El Rey Alfonso estando
450 en (78) su hora postrimera,
estale (79) el conde aconsolando, (80)
en el señor le esforçando
con esfuerço y luz entera.

Syntiendo el la ocasjon
455 desta muerte que tomara
fazle luego syn pasyon
rrecobrar governaçion
la quel (81) antes dexara.

El (82) Rey Garçia estava
460 sus rrodillas por el suelo,
el conde al Rey rrogava
que pues dios le perdonava
diese a su hijo consuelo.

El Rey estonçe con cara
465 muj leda e muj fermosa
por este mucho que amara (83)
a su hijo que le negara (84)
le dio yndulgencia graciosa. (85)

(86) Muere con alegria
470 dando al qonde que hiziese,
dize a su fijo Garçia
que su maldicion avria
sy al conde no obedesçiese.

Muj conformes e conjuntos
475 el (87) Rey e conde destos modos
con sus gentes y ellos juntos
gastando muy grandes suntos
fueron a moros todos.

Capitulo XXVIII. De los grandes hechos que hizieron en tierra de moros el Rey don Garçia de Leon y el buen conde Fernand Gonçales y vencieron e prendieron a Ayaya. Notase que los cavalleros no deven ser ynbidiosos nj mezcladores y que la virtud es principal cavsa de vençer. (88)

Fizieron grandes estragos
480 Rey e conde en las tierras,
fueron los moros amargos
corriendo fuertes, no vagos,
(89) llanos cuestas y sierras, (90)

vençiendo batalla canpal
485 a Ayaya y grandes morismas
en la qual fue dicha tal
que Ayaya preso syn al
fue de sus manos mjsrnas.

Capitulo XXIX. Commo el buen qonde Fernand Gonçales conquerio e tomo las torres de Caraço. Notase que a los nobles cavalleros no deve espantar nj temoriçar las cosas duras graves nj asperas y que en todo deven ser constantes, fuertes e anjmosos rrepartiendo lo que ganan con dios.

Enbeujdo en dios eterno
490 va con gente muy guarnjda
contra Caraços (91) y tierno
y de pocos dias (92) yujerno
por no dar a moros vida.

Sobre cosa tan estraña
495 fuerte firme dan (93) consejo,
en çelada son syn saña,
la mora se lybra y vaña (94)
de las armas y trebejo.

Torres y castillos fuertes
500 de Caraços (95) van en tierra,
Fafia y moros han muertes,
se derrocan cahen syn suertes
todos de lo alto de syerra.

Lanças, escudos famosos
505 aprovechan ende mal,
con hondas, dardos rrigurosos,
arcos fuertes peligrosos
se gano aquesto tal.

Estas torres fueron tales
510 por este conde ganadas
que nunca por Reyes triunphales
alto principes cavdales
osaron ser conquistadas.

Joyas cofres de tesoros
515 este conde dio a dios
para yglesias, tenplos coros,
todo esto de los moros
lo dio a obispos dos.

Nunca fue su deseo
520 otro de aqueste guerrero
syno servjr, segund leo,
y por echos (96) obras veo,
al alto dios verdadero.

Moros, moras de Vsyna
525 que agora dizen Lara
echolos dende ayna
y con af[i]çion begnjna
otros ende poblara.

Leon bramante (97) guerreador
530 va este conde de ventura
noble fuerte talador
el clemente y matador
a (98) tierra dEstremadura.

Moros, moras, todos dizen:
535 «¡Ay!» tristes y pecadores,
sus malos dias maldizen,
ellos todos se des[d]izen (99)
e maldizen sus rrettores. (100)

Non queriendo asosegar
540 este qonde mas serujr,
va ynoto el (101) ent[r]ar
por los moros estragar
sus tierras el (102) destruyr.

Sus salidas, sus entradas,
545 sus poderes. su rrazon
tienelas consideradas
del todo todo mjradas
con su noble coraçon.

En aquestos tales pertrechos
550 el qonde tomando plazer
vienenle malos fechos,
nuevas fuertes syn (103) derechos,
que le quieren deshazer,

que su tierra la ha corrida
555 el fuerte Rey Sancho llamado
su Castilla bien destroyda
de rrica pobre venjda
con su noble de condado.

Grandes heran las rriquezas
560 que Rey navarros ovieron
mas mas heran las tristezas
por fuertes grandes malezas
que despues les rrecresçieron.

Triste el qonde congoxoso
565 de tristeza non senzilla
consuela esfuerça glorioso
a los suyos vitorioso
dandoles a maravilla.

Capitulo XXX. Commo el buen conde Fernand Gonçales anjmo a sus buenos castellanos para contra Almonzor. Notase que los caualleros deven ser zelosos de avmentar la santa fee y no temerosos y que deven tomar exenplo de los ante pasados.

Almonzor, rrey poderoso,
570 prinçipe de aquendel mar,
con yra fuerte, furioso,
gentes muchas, acuçioso,
vinoa Castilla destragar.

Sabido el qonde esforço (104)
575 a su gente tan loçana
y ende mucho anjmo (105)
y con suyos camjno (106)
con la gente castellana.

Capitulo XXXI. Commo el buen qonde Fernand Gonçales fue a correr monte y sigujo un puerco y vio los santos monjes Pelayo Arsenjo y le profetizaron quanto avje de ser. Notase commo sienpre dios ayuda y encamjna a los suyos e nunca desanpara a los que en el confian.

Castellanos bien guarnjdos
580 por el qonde con sus modos,
villas, castillos provjdos
esforçados y avenjdos
a Lara vienen todos.

Vase el conde acuçioso
585 tras el puerco a le herir
a la hermjta e glorioso
vio los monjes y gozoso
el qonde ende venjr.

Fizo el qonde su oraçion
590 a dios con grandes gemjdos,
que le diese tal açión,
seso, esflerço, que presion
diese a los moros perdidos.

Vida de admjracion
595 hazian estos (107) benditos santos,
en muj santa perfeçion
en ayunos e oraçion
heran sus lloros e cantos.

Su comer, (108) contenplaçion
600 hera en la santa hermjta.
elevados en leçion,
bien sygujendo (109) rreligion,
esta ge[n]te tan bendita.

Angel segund que cayo
605 era y no puerco montes.
Resçibio al conde (110) Pelayo
con sus hermanos y en mayo
porbien segund que veres.

De pan y agua fue hospedado
610 Este conde sin rrafez,
nunca fue tan conbjdado
muy contento e agradado
commo fue en esta vez.

Lleno estava de plaser
615 desta gente ver tan santa,
en sarmjentos su yazer
fue çierto a mi ver
y no en colchones nj manta.

«Andad vos, qonde, que gozes,
620 —esos monjes le han hablado—,
vos sed çierto vençereis,
grande sangre derramarejs
y seredes rreçelado».

«Vuestra fama sonara
625 y seredes muj temido,
vuestra lança ganara
mucha tierra (11) y (112) vertera
sangre con grande sonjdo».

«Dos vezes aprisionado
630 tened que aveys de ser,
mucho seres honrrado,
temjdo e acatado
y esto querades creer».

«Vuestra ge[n]te ternera
635 por vn sygno muj ajrado,
mas el mjedo perdera
luego que bien sera
por vos fuerte consolado».

640 somos aqui, (113) buen conde,
mirad el hospedamento
y la hermjta e pavimento
que aveys tenjdo e adonde».

«Syerpes aves comeran
645 los huesos que nos tenernos,
nuestra sangre verteran,
las gentes no nos (114) veran (115)
como por çierto creernos».

Capitulo XXXII. Como el buen qonde Fernand Goneales fizo su promesa a los santos monjes y animo a sus vasallos para la batalla. Notase quan aventaja es servjr a dios e al mundo y de la excelencia dela vida solitaria e commo los cavalleros deven ser aperçebidos.

«Gloriosos (116) padres benditos,
650 yo pagare hospedamento
y liare por tales rritos
abbad (117) monjes y sitos (118)
que aya monjes mas de çiento,

y mj cuerpo aqui (119) dare
655 con muchas joyas e ventas
y por tal suerte hare
y yo ansi lo honrrare
que ayan villas e rrentas».

¡O platica maraujllosa
660 y feruor de tan buen conde!,
¡que pureza muj gloriosa,
que profezia tan graciosa (120)
en estos santos se esconde!

Muj perfetos muj honrrados
665 en gesto cara perfeçion
son muj bien aventurados (121)
y con Xristo colocados
en la çelica (122) mansyon.

Lloros, gritos e gemjdos
670 los castellanos hazian,
dando grandes alaridos,
pensando ya ser perdidos
por el conde que non veyan.

«¡O castellanos famosos,
675 —dixo el qonde— aved plazer,
yo vi sanctos gloriosos
muj perfetos, muj honrrosos,
que dixeron que ha de ser!»

Mueve el conde con su gente
680 para a moros dar batalla
con coraçon muj ferviente
pocos y de buen mente
con la gente que se halla.

Bozes gritos dan los moros
685 pensando presto vencer
cuestas (123) llanos de loros
y de (124) blancos e thesoros
trahen que no es de creer.

Capitulo XXXIII. Commo el buen qonde Fernand Gonçales movio contra los moros y commo se hundio vn cauallo y el qonde esforço sus castellanos. Notase el grande esfuerço que los cavalleros deven aver y la prudencia e sufrimjento que los capitanes deuen tener.

Al (125) conde muj poco espanta
690 con su coraçon loçano
esta gente nj otra tanta
mas a suyos bien los planta
este conde con su mano.

Pero Gonçales ligero
695 se hundio, que yo me escanto,
sot[e]rran buen cavallero
por encima de un otero,
todos ovieron espanto.

Dexando las opinjones
700 que sobre esto se dizen
y las muchas defensjones
que moros en [e]stas saçones
a su Mahoma bendizen,

sjygamos la voluntad
705 que nuestro dios eterno haze,
que bien creo que falsedad
no hizo este, nj maldad,
porquel tal a dios desplaze.

Espantados, y noproperan
710 el buen conde castellanos,
diziendo que bien hizieran
si (126) esta lid ellos no dieran
a los (127) poderes paganos.

El buen conde a los xristianos
715 bien esfuerça a maravilla,
esfuerçan bien los castellanos,
ayudanse commo hermanos
que a los moros amanzillan.

Capitulo XXXIIII. Commo el buen qonde Fernand Gonçales vencio al
Rey Almanzor y de las grandes maravilla[s] que ende acaesçieron. Notase
commo no en grandes poderes mas en dios es de confiar.

Fuerte el conde valeroso
720 de (128) batalla (129) Almonzor
con gesto muj generoso
matando commo rravioso
a los moros y (130) su primor.

Reyes marismas abaxando,
725 derrocando sus pendones,
ynfinjtos el matando,
sus cabeças derribando
mas de VII (131) mil (132) legiones.

Grande fue la maravilla
730 del vencer de aquesta lid,
tan poca gente senzilla
los vencer e asi los trilla
por tanto a dios serujd.

Señales sygnos se vieron
735 en aquesta grande syerra
Almonzor y mas huyeroo
muchos thesoros truxeron
los xristianos desta guerra.

Capitulo XXXV. Commo el buen qonde Fernand Gonçales y castellanos fueron al monesterio de San Pedro de Arlança y dieron sus dones a los santos monjes. Notase la virtud de los castellanos y santidad de los monjes y edificaçion del monesterio.

Fueron rricos bien andantes
740 el buen conde y castellanos,
fueron todos muj triunphantes
a Sant Pedro, bien pujantes,
con thesoros en las manos,

a dios dando grandes loores
745 por su ynfinjta bondad
que avia fecho vençedores
a ellos y defensores
de su tierra y heredad.

Donas rricas y maletas
750 a Pelayo todos dieron
caxas, cofres y arquetas
en que son (133) rreliquias çiertas
ende cierto ofresderon.

Resçivieron bendiçion
755 destos monjes tan benditos
rresçiben consolaçion
por su santa conuersyon (134)
por formas modos escritos.

fue fecho aquel honrrado
760 monesterio de Arlança,
de bienes rrentas dotado,
de rreliqujas adornado
de santos questan en loança.

Prinçipes y cavalleros
765 de lo suyo mucho dieron,
ende estan asaz enteros
por cuestas syerras y oteros
que ende mucho bien hizieron.

Capitulo XXXVI. Commo el buen conde Fernand Gonçales convocados los castellanos quiso saber sus coraçones sobre la guerras del Rey don Sancho. Notase quand temerosos de (135) dios deven ser los cavalleros y commo con toda prudencia deven commençar las lides.

En Burgos el conde llegado
770 oyo bozes que lloravan
diziendo commo rrobado
avia mucho estragado
Rey navarros que fallavan.

Triste el conde congoxoso
775 fue de aquesta tal rrazon,
mas el noble y tan honrroso
la tristeza dio en rreposo
a los suyos en sazon, (136)

demandando el pareçer
780 a los suyos e discretos,
queria de todos saber
que devian ende fazer
porque todos fuesen rretos.

Dieronle sano consejo
785 para el alma descargar
y asi dieron mal trebejo
a navarros y conçejo
en que ovieron de pagar.

Capitulo XXXVII. Commo el buen qonde Fernand Gonçales enbio a rrequerir e desafiar al Rey don Sancho de Navarra. Notase la discreçion esfuerço y saber de los enbaxadores y commo han de ser esforcadas las gentes y la anjmosydad de los capitanes.

Moujo el santo cavallero
790 con su gente tan honrrada,
entro el conde de certero
con haz clara y plazentero
en Navarra vna jornada.
«No hiramos (137) —el hablando
795 a los pobres y ynocentes,
mas vamos nos (138) buscando
a (139) aquel Rey (140) parlando
y a sus poderes y gentes».
(141) Las hazes bien paradas
800 para la batalla dar,
bien rrazones rrazonadas
enbio el conde esas vegadas
al Rey Sancho asyn contar
que mirase que morian
805 mucha gente de xristianos
y que el mal que hecho avian
emendase y que avrian
paz asy (142) commo hermanos.
En paz no consyntienclo
810 el Rey batalla se da
y cada parte heriendo
y muj fuerte se conbatiendo
a los navarros mal va (143).
Capellinas yelmos falsan
815 El conde al Rey matando,
crudamente todos andan,
todos, todos bien se matan
en todo el conde triunfando.
Vencido el canpo syn al
820 fue el Rey Sancho amortajado
en ataud y rrico brial
desde conde muj triunfal
y a su tierra fue aportado.
Solto el conde cavalleros
825 que en la batalla prendio
y enbiolos plazenteros
y que fuesen mensageros
al Rey Garcia, que enbio.

Capitulo XXXIX. De los rrequerimientos que se hizieron entre partes franceses y castellanos y commo los de Castilla se yndignaron contra el qonde y de los exenplos quel les dio. Notase la paciencia que los señores han de tener con los subditos.

Morio el conde
830 mas no su nonbre (144).

Sy por vicio e folgura
la buen fama perdemos
la vida muj poco dura
834 denostadas fincaremos.

Aquesto tened çierto
que es verdad provada
que honrra y grand viçio
838 no han vna morada (145).

Capitulo XL. De la batalla que ovieron el buen qonde Fernand Gonçales e los condes de Tolosa Piteos y navarros. Notase el vencimjento del conde y la firmeza que los capitanes deven tener.

Con coraçon loçano
840 el buen conde batallo
y aquel conde tolosano
con su poder tan magno
por el suelo derroco,

derribando sus poderes
845 y haziendo en el (146) matanca,
el cobrando sus averes
y haziendo los sus seres
ser en suelo syn holganca.

Capitulo XLI. Commo el buen conde Fernand Gonçales honrro desarmo y lavo al conde de Tholosa y solto a sus cavalleros. Notase la clemencia e magnificencia que deven aver los cavalleros e cabdillos con sus enemmjgos despues de los aver vencido.

Al (147) conde derrocado
850 el buen conde desarmo
y despues de bien lavado
el cuerpo y amortajado
en vn ataud lo (148) metio.

Dende a suyos el solto
855 dandoles para gastar
y juramento les tomo
que a su señor no dexo
que fuese syn aconpañar.

Capitulo XLII. Del consejo quel fijo del qonde de Tolosa ovo con sus caualleros sobre la muerte de su padre. Notase quel discreto ama y sygue consejo y el no cuerdo le aborresçe (149).

Consejo sano tomo
860 el fijo del tolosano
y avn aquel le aconsejo
que al conde bien mjro
y a su poder y mano (150).

Muevele la cortesja
865 por otra parte el temor
con el conde el no quena
el baraja nj (151) porfia,
bien creya ser superior.

Capitulo XLIII. Commo el buen qonde Fernand Gonçales fue a las cortes del Rey don Garcia de Leon y del engaño que le fizo la Reyna so color de casamjento. Notase la subtileza engaño y dysymulacion de las mugeres.

La Reyna con grand trayçion
870 al buen conde da rrazones
que se dexe discusyon
y se sigue rremjsyon
entre amas las naçiones,

con la ynfanta el casando
875 porque aya paz confina,
ella mucho symulando
tales dichos y contando
al conde engaña ayna.

Capitulo XLIIII. De las cartas que se escriujeron la Reyna de Leon e Rey de Navarra y conde y commo se vrdio la trayçion de prender al conde. Notase que con yra e cubdiçia e mal consejo callen los ommes en trayçion.

Vrdese con grand presteza
880 el engaño desde Leon
al buen conde dan biueza
por que sea presto (152) en tristeza (153)
y le den (154) cruda prisyon.
Escriue al conde con falsya
885 vrdiendo alla trayçion (155)
aquel Rey don Garcia
rrespondiendole (156) con cortesya
el buen conde a la sazon.

Capitulo XLV. Commo el Rey don Garcia quebrando su palabra y viendo el conde la trayçion se acogio a vna yglesia. Notase commo dios permite que los suyos sean persegujdos para mas bien.

No tenjendo otra confiança
890 syno en dios que le veya,
viendo el conde la desleança,
quexandose de la su lança
a la yglesia se acogia,
diziendo: «Sy yo tuvjera
895 Las (157) armas y rnj (158) cavallo
yo al Rey e suyos hiziera
que la muerte les vinjera
e syn esto no (159) me hallo».

Capitulo XLVI. Commo Gonçalo Sanchez vn cavallero del conde se desfiguro por librar a su señor. Notase la fedelidad que deuen aver e tener los criados a su señor.

Conqueria y no de vagar
900 a la yglesia aquel Rey
por el conde el tomar
y en prisiones (160) le echar
commo qujen no tiene (161) ley.

Las espadas arrojaron (162)
905 los criados a su señor
y al camjno camjnaron
y lo echo rrelataron
a Castilla con dolor.

Capitulo XLVII. Commo el conde Fernand Gonçales defendia la santa yglesia y quito el marmol. Notase la perfidia de los no temorosos de dios y la fidelidad e deuoçion que los caualleros deven aver.

El conde con oracion
910 a la yglesia defendia,
era grande dest[r]oyçion
y cresçida presunçion
lo que el Rey por sy hazia.
El tenplo en si se tuvo
915 al quitar de aquel pilar
y asi el conde bien le puso
porque Rey nj suyo vuo
que podiesen ende entrar.

Capitulo XLVIII. Commo el buen conde Fernand Gonçales se dio a prisyon sobre omenaje y del grand mjraglo que dios mostro. Notase que syenpre van de mal en peor los que van contra la yglesia y perseueran en [e]l mal.

No podiendo asy prender
920 al conde por tal (163) suerte,
dizenle qujera hazer
omenage y (164) qujer ser
o escaparse de la muerte.

Vna boz asy orosa
925 en el ayre fue oyda,
vna cosa lastimosa
ende fue maravillosa
que la yglesia fue hendida (165).

Capitulo XLIX. Que cosa sygnificava la boz que se oyo guando prendieron al qonde Fernand Gonçales y quien la pudo dar y commo dios nos espera a penitencia y a emjenda de nuestros pecados.

Capitulo L. Que fue la cavsa por que se oyo mas la boz llorosa que de otra suerte y commo paresçe dolerse los buenos de las adversydades de los justos. Notase la paciencia (166) del señor y zelo de nuestra saluaçion.

Capitulo LI. Que cosa sygnificava en la muerte de Xristo y prisyon del qonde el quebrantamiento de las piedras y hendimiento del velo y yglesia y declaraçion de la profecia de San Pelayo.

Capitulo LII. Commo echaron muy cruelmente al buen qonde Fernand Gonçales en prisyones y de lo que dixo el qonde al Rey don Garcia. Notase commo los buenos son perseguidos de los non tales y commo los cavalleros son tenjdos a sufrir adversidades.

Capitulo LIII. Commo el qonde Fernand Gonçales rrogo a dios que le demostrase aquel camino conque le mas pudiese servir e rrogo angel custodio que le truxese vna oracion con que sirujese a dios. Notase commo dios da alegria a los que en el tienen esperança.

Capitulo LIIII. De commo el angel custodio aparesçio al qonde Fernand Gonçales a donde esteva preso e le dio vna oracion de muj grandes y excelentes virtudes. Notase commo el señor socorre a los que en el esperan.

Capitulo LV. Esta es la oracion que fue trayda de parte de dios al buen qonde Fernand Gonçales por el angel custodio guando esteva preso en Navarra del del don Garcia. Notase la mucha perfeçion desta oracion.

Capitulo LVI. Commo el qonde nonbrado don Filiberto vino de las Partes de Nonbardia e dio grandes thesoros a los guardas porque le dexasen ver al buen qonde Fernand Gonçales. Notase que la cobdicia faze pervertir la lealtad.

Capitulo LVII. Commo el conde de Nonbardia fue a fablar con la ynfanta doña Sancha en fauor del buen qonde Fernand Gonçales. Notase commo los buenos caualleros deuen syenpre vsar virtud y quitar mal.

Capitulo LVIII. Commo la ynfanta doña Sancha fue con vna dueña para consolar al buen conde Fernand Gonçales en la prisyon. Notase commo sienpre en los buenos ynprime la virtud y del bien hablar a las vezes viene el obrar.

Capitulo LIX. Commo salieron el buen conde Fernand Gonçales y la ynfanta doña Sancha del castillo y mataron al arcipreste. Notase quel plazer deste mundo aduze a muerte.

Capitulo LX. Commo ovieron los castellanos (167) su consejo sobre delibrar al qonde Fernand Gonçales y fizieron vna ymagen a semejança del conde. Notase el amor que los subditos deven tener a su señor.

Capitulo LXI. De la muerte del Rey don Garcia y de la dotacion del monasterio de San Pedro de Arlança. Notase la antiguedad y commo syenpre permanesçe la memoria de los que bien hazen.

Capitulo LXII. Commo rreyno el Rey don Hordoño el segundo y de commo el buen qonde Fernand Gonçales anjmo a sus cavalleros para guerrear tierra de Syla. Notase que dura cosa es tener los enemjgos a la puerta y conversar con ellos.

Capitulo LXIII. Commo el buen conde Fernand Gonçales conquirio a Syla que es agora Santo Domjngo de Sylos y a toda su tierra e fizo monesterio de monjes. Notase que los cavalleros deven ser constantes e fimes en las adversydades.

Capitulo LXIIII. De los desafios e rrequerimjentos que pasaron entre Castilla e Navarra. Notanse los maravillosos hechos y exenplos que los caualleros deven tener y commo sienpre se deven de haser guerras justas e huyr las ynjustas y commo el qonde Fernand Gonçales vencio la batalla e prendio al Rey don Garcia.

Capitulo LXV. Commo el Rey don Garcia es tenido preso enbio rrogar al buen qonde que le soltase y de lo que fizo e platico el conde con sus cavalleros. Notase que los cavalleros syenpre deven vsar virtud e ser clementes a los vençidos y no se acordar del mal rresçibido.

Capitulo LXVI. Commo la noble condesa doña Sancha fue a ver a su hermano el Rey don Garçia a la prisyon y de las cosas que platicaron. Notase commo estonçe se conosçen los honbres de los yerros que hazen guando rresçiben el pago dellos.

Capitulo LXVII. Commo enbaxadores de Navarra e Francia e Leon rrequjrieron y desafiaron al qonde Fernand Gonçales y de la rrespuesta del qonde y de lo que paso la condesa con los enbaxadores e de los capitanes del conde. Notase que con (168) bien las cosas desacordadas bien[en] a concierto y por mal se ençienden mas.

Capitulo LXVIII Commo el buen conde Fernand Gonçales conuocados sus cavalleros les rrepartio sus thesoros y tierras. Notase la magnjfiçencia y largueza que los cavalleros deven aver con los suyos y commo deven estudiar de ser amados.

Capitulo LXIX. Commo el buen conde Fernand Gonçales por rruego de la condesa y enbaxadores y castellanos solto al Rey don Garçia y de lo que paso la condesa con el Rey. Notase que la yngratitud es cabsa de conosçer virtud.

Capitulo LXX. Commo el buen qonde Fernand Goncales fizo grandes fiestas y dio grandes dones al Rey don Garçia e a sus cavalleros y le enbio su rreigno. Notase la virtud que los cavalleros deven tener y commo de la virtud començada por ninguna cosa es de çessar.

Capitulo LXXI. Commo el buen conde Fernand Gonçales dio batalla a los moros y los vençio e mato adonde nuestro señor mostro vn grand injraglo. Notase commo dios es serujdo en que los malos sean punjdos y commo el señor ayuda a los que en el esperança tienen.

Capitulo LXXII. Commo el buen conde Fernand Gonçales fue a Leon y no muj contentos los castellanos y commo el Rey y el conde tomaron a Talavera y vençieron a los moros. Notase que sirujendo a dios el nos ayuda.

Capitulo LXXIII. De los nobles e grandes echos del Rey don Hordoño y del buen qonde Fernand Gonçales y de commo corrieron tierra de moros. Notase que al animo ardid y que terne a dios todas las cosas le subçeden a biene guando se eleva comjença a iscalar.

Capitulo LXXIIII. Commo el buen conde Fernand Gonçales conquirio e torno tierra de Baldelagunna y corrio rribera de Duero y de la batalla de Orbita Fernandes e Gonçalo Sanchez y commo el conde tomo a Santistevan de Gormaz. Notase de esfuerço.

Capitulo LXXV. Commo el buen conde Fernand Gonçales corria tierra de Soria y de la comarca y del presente que enbio con vsumen a Alaya. Notase que avn con los malos e ynfieles es de vsar de virtud por los rreduzir e provocar a bien obrar.

Capitulo LXXVI. Commo el buen conde Fernand Gonçales conbatio y tomo (169) de moros la cibdad de Osma. Notase que nunca cosa de pres y honrra se alcance con pequeño trabajo.

Capitulo LXXVII. Commo el (170) buen qonde Fernand Gonçales tenja sus consejos de guerra y de justiçia y commo corrida toda rribera de Duero çerco a Roda y de los grandes fechos de armas. Notase que la perseverancia en los fechos acaba las arduas cosas.

Capitulo LXXVIII. De algunos fechos del Rey don Hordoho el segundo y commo fue vencido de los moros y de la diferencia de los Pelayos santos gloriosos martires y de como el Rey don Ordoño mato a los condes de Castilla Ilamandolos ha habla. Notase que la yra y saña menoscaba el pres y honrra del cavallero y le haze de clemente ser cruel.

Capitulo LXXIX. Commo el buen qonde Fernand Gonçales conqueria fuertemente a Roda y de los grandes fechos que ende acahesçieron y del grand pesar que ovo el conde sobre la muerte de los condes de Castilla. Notase la constancia de los buenos cavalleros y la firmeza que han de poseer en las adversydades.

Capitulo LXXX. Commo el Rey don Hordoño e Rey don Garcia conquirieron a Vitoria e Najara y de la carta del buen conde al Rey de Leon y de su aspera rrespuesta. Notase que los buenos cavalleros mas amatan que ençienden contiendas y dexando la vengança a dios el la da.

Capitulo LXXXI. Commo rreygno el Rey don Fruela el segundo e commo los castellanos trabajavan de se defender de los comarcanos y de ciertas conclusyones e pruevas por las quales consta aver sydo trocados los fechos de los castellanos y aver errado los coronistas.

Avn Castilla Vieja al mj entendimiento
930 mejor es que lo al porque fue el comjenco
que conquirio mucho maguer poco conuento
bien lo podedes ver en [e]l ecabamjento (171).

Pues quiero me con tanto desta rrazon dexar
934 avnque mas dixese no podria herrar
mas no vos quiero la rrazon alongar
quiero en doña (172) y Rey Casto tornar.

Rey fue de grand sentido y de grand valor
938 syeruo fue y amjgo mucho del Criador
fue de aqueste mundo para el otro mejor
finco toda la terra estonçe syn señor.

Eran (137) en grand cuyta españones caydos
942 duraron en grand tiempo todos desauenjdos
commo honbres syn señores tristes y doloridos
dezian mas nos valdria de nunca ser nacidos.

Quando vieron castellanos la cosa asy yr
946 a quien alçarian por Rey no se podian avenjr
vieron que sin pastor no podian bivir
pusieron quien pudiese las cosas rresçebir.

Todos los castellanos en vno se ayuntaron
950 dos honbres de grand guisa por alcaldes alçaron
los pueblos castellanos por ellos se gujaron
que no pusyeron Rey grand tiempo duraron.

Dire de los alcaldes quales nonbres ovieron
954 dende en adelante los que dellos vinjron
muchas buenas batallas con los moros fizieron
con su fiero esfuerço grand tierra conquerieron.

Don Nunno Rasuera honbre de grand valor
958 vino de su linaje el conde batallador
el otro de (174) Layno el buen guerreador
vino de aqueste el Cid (175) Canpeador.

El fijo de Nuño Rasuera honbre bien entendido
962 Gonçalo ovo nonbre cavallero atrevido
anparo la tierra fizo quanto ser ha podido
este fue rronpiendo al pueblo descreydo.

Ouo Gonçalo Nuñez tres hijos varones
966 todos tres de grand guisa e de grandes coraçones
Estos partieron la tierra e dieronla ynfançones.
Por do ellos la partieron y estan los mejores.

Dezien don Diego Gonçales el hermano mayor,
970 Rodrigo el mediano, Fernando el menor.
Todos tres fueron buenos, mas Fernando el mejor.
Este tollio mucha tierra al Rey Almanzor (176).

Fino Diego Gonçales, cavallero muj loçano.
974 Finco toda la tierra estonges en [e]l hermano.
Don Rodrigo avia por nonbre. Este hera el mediano.
Señor fue muj grande del pueblo castellano.

Ouando vino a la hora puesta del Criador
978 fuese don Rodrigo para aquel mundo mejor.
Finco toda la tierra en el hermano menor.
Don Fernando avia nonbre, omine de gran valor.

Capitulo LXXXII. Commo de cada parte estando ayuntadas gentes de Leon y Castilla enbio su enbaxada el Rey don Fruela al conde e la rrespuesta que le dio. Notase la prudencia e sabiduria que los cavalleros deven aver y commo no es de tomar vengança.

Capitulo LXXXIII. Commo el buen qonde don (177) Fernan Gonçales corno tierra de Esgueva y Valladodid e Segovia e Madrid y Almaçan y frontera de Aragon y de las grandes cosas que ende acaesçieron. Notase los buenos consejos de la guerra y del ardid de la guerra.

Capitulo LXXXIIII. Commo el buen qonde Fernand Gonçales ovo dos batallas con moros e de los grandes fechos de armas que ende acaesçieron. Notase commo no ay fados nj fortuna y que los cavalleros toda su esperança deven poner en dios.

Capitulo LXXXV. Commo el buen conde Fernand Gonçales puso cerço sobre Sepulueda en cuyo cerço estando ovo grandes batallas y fizo armas con el grand capitan Abubade y de la conquista de Sepulueda y de las que fizieron el conde don Vela y Ruy Velasquez. Notase la magnanimidad de los cavalleros.

Capitulo LXXXVI. Commo el buen conde despidio a los cavalleros de Leon y de su grand manificencia y commo los de Leon enbiaron su enbaxada al conde sobre la eleçion del Rey y de su rrespuesta y del Rey don Alfonso. Notase la fidelidad que deven aver los cavalleros.

Capitulo LXXXVII. De las grandes y famosas cortes que fizo el buen conde Fernand Gonçales y de los grandes cavalleros que a ellas vinjeron y de los casamjentos que se fizieron.

Capitulo LXXXVIII. De los grandes y famossisimos exenplos que el buen conde Fernand Gonçales dio a sus cavalleros para su documento y de lo que los principes y cabdillos y señores (leven tener. Notase el buen zelo obrar y exenplo que los virtuosos deven poseer.

Capitulo LXXXIX. Commo todos los estados e condiciones hallaron en [e]ste capitulo la manera de bien rregir de bien governar sus estados y vidas por que aqui sean honrrados y en el otro mundo colocados.

Capitulo XC. Commo el buen qonde Fernand Gonçales yva para Leon y fue necesario dar buelta contra el Rey don Garcia de Navarra y del buen cavallero don Gonçalo Teliz y de los famosos enxenplos de que deuen ser adotrinados los buenos cavalleros.

Capitulo XCI. De la grand pena que sentia la noble condesa doña Sancha por esta guerra y de la carta que scriujo al Rey don Garcia su hermano y de su rrespuesta y commo el buen conde moujo con su cavalleria.

Capitulo XCII. Commo el qonde ovo batalla con los navarros en la hora dada y don Gonçalo Teliz en Valdemera y don Lope en Vizcaya y de lo que hizo el Rey don Garcia y el buen conde.

Capitulo XCIII. Commo el Rey don Alfonso escrivio a su hermano don Ramjro y el con mas prudencia disimulada le ynduzio a su proposyto liviano y ansi entro monje. Notase de ypocresya y liviandad y desymulacion.

Capitulo XCIIII. Commo rreyno el Rey don Ramjro e commo prudente Rey asy a los suyos atraxo que los anjmo e de commo salio de la orden don Alonso y guerra que entre sy ovieron los dos hermanos y commo los castellanos por muerte de don Nuño Fernandez le dieron al conde su condado y de la guerra que ovo el Rey don Ramiro con sus sobrinos.

Capitulo XCV. Commo el Rey don Ramjro y el buen qonde Fernand Gonçales corrieron tierra de Toledo y conbatieron a Madrid y fizieron grandes estragos en tierra de moros.

Capitulo XCVI. Commo el principe Acefalin con grandes poderes cerco y conquirio a Osma y a Santistevan y commo se ayuntaron el Rey don Ramjro y buen conde Fernand Gonçales contra los moros.

Capitulo XCVII. Commo el noble Rey don Ramjro y el buen conde Fernand Gonçales ovieron qrudelisima batalla con el prinçipe Acefalin y y de los grandes que ende acahesçieron.

Capitulo XCVIII. Commo el Rey don Ramjro y conde don Fernand Gonçales corrieron con mano poderosa a tierra de moros y se torno el Rey de Çaragoça vasallo del Rey don Ramjro.

Capitulo XCIX. Commo el enperador (178) Abramante y Abenafia Rey de Çaragoça con Adurramen enbiaron demandar parias al Rey don Ramjro y al conde Fernand Gonçales y commo por el conde no fueron concedidas a los moros.

Capitulo C. De la rrespuesta que a los moros fue dada y de las grandes señales que fueron mostradas y de la ynterpretacion dellas.

Capitulo CI. Commo los rreyes xristianos movieron contra los moros y los rreyes a los suyos e el buen conde a los castellanos esforçaron y sus votos a los bienaventurados Santiago e Sant MjIlan prometieron.

Capitulo CII. De la maravillosa e mjraglosa batalla que ovieron moros y xristianos y commo aparecieron Santiago e Sant MjIlan y de la confirmacion de los votos.

Capitulo CIII. Commo el buen conde Fernand Gonçales anjmados sus cavalleros fue cercar la cibdad de Soria.

Capitulo CIIII. De las grandes cosas que acahesçieron en la conquista de Soria y del luengo cerco y de la batalla que se ovo con Abib y de las cosas que se rrecresçieron (179).

Capitulo CV. Commo Acefa con algunos cavalleros de Leon poblaron algunos casillos y commo ovieron batalla el buen Rey don Ramjro y conde Fernand Gonçales con ellos y fueron presos los cavalleros de Leon y de otros cavalleros que se levantaron contra el Rey.

Capitulo CVI. De las buenas obras del Rey don Ramjro y commo los ynfantes don Hordoño y don Sancho querian casar con la ynfanta doña Vrraca y commo escrivieron los rreyes de Navarra y Leon al conde y del casamjento.

Capitulo CVII. De la grand batalla que ovieron el Rey don Garcia y el conde Fernand Gonçales y commno ende fue muerto el buen cavallero don Gonçalo Telis.

Capitulo CVIII. Commo el buen Rey don Ramjro corno tierra de moros y venido ovo glorioso fin y rreygno don Ordoño y corrido don Sancho se encomendo al Rey don Garcia y al conde y de las cosas que pasaron con el Rey don Ordoño.

Capitulo CIX. Commo el Rey don Ordoño dixo a doña Vrraca fija del qonde Fernand Gonçales y de las cosas que pasaron el Rey y conde.

Capitulo CX. De los grandes males que los moros hizieron en tierra de xristianos y commno dellos el conde Fernand Gonçales salio con el exercito del Rey don Ordoño y de otras cosas.

Capitulo CXI. Commo fue alçado por Rey el ynfante don Sancho mas en fin expelido y los altos ommes de Leon alçavan por Rey al conde Fernand Gonçales y no quiso serlo y lo fizo que fuese Rey don Ordoño el terçero con qujen caso a su fija dona Vrraca.

Capitulo CXII. Commo el conde don Vela se levanto contra su señor el conde don Fernand Gonçales y porque alterava la tierra el conde le echo de Castilla.

Capitulo CXIII. Commo don Sancho cobro el rreygno con ayuda de moros y commo covarde huyo don Ordoño a quien el conde tomo a su fija doña Vrraca.

Capitulo CXIIII. De algunos fechos nobles del buen conde Fernand Gonçales y commo hera adornado en todo exercicio virtuoso y mjlitar el ynfante don Garçi Fernandes con los otros hijos de los nobles de Castilla y de la paz que el Rey Almanzor fizo con los rreyes xristianos.

Capitulo CXV. Commo Almonzor ayunto ynumerable morisma de Reyes y enperadores y movio contra el buen conde Fernand Gonçales. Notase que no en muchedunbre de gentes mas en el poder de dios es de confiar.

Almonzor con grand poder
de altos rreyes e poderosos
vino a Castilla corres,
muj feros, por la perder,
985 con sus canes tan rraviosos.

Ochenta rreyes por verdad
vinjeron con muchas gentes
llenos todos de crueldad
contra el conde e xristiandad
990 rrenegando los sus dientes.

Capitulo CXVI. Commo el buen conde Fernand Gonçales movio de Piedra Hita y fue al monesterio de Sant Pedro de Arlança y en la hermjta le aparesçio Sant Pelayo y le dixo commo fuese çierto que avia de vencer a almonçor y a todo su poder.

Convocados castellanos,
se fue el conde aquella Arlança
donde alço a dios sus manos
contra moros y paganos
995 dandole loores y loança,

donde vio rresplandesçer
aquel Pelayo bendito
y le dixo: «Tu has de creher
que por cierto has de vencer
1000 aquel moro tan maldito».

Capitulo CXVII. Commo el glorioso Sant Mjllan aparesçio en vision al buen conde Fernand Gonçales y le mando hazer III hazes y le çertifico que avia de vencer a los moros y de commo le ynproperavan los castellanos y de la syerpe que le echaron los moros y del esfuerço que el conde dio.

De sus armas bien guarnydo
oyo el conde bozes dar:
«Oyas conde que apellido
te verna y bien luzido
1005 para a moros destroçar»,

«En III hazes partiras
el tu pueblo castellano:
ay a (180) MjIlan veras
y de mj y de otros seras
1010 vencedor de aquel pagano».

Ya la gente concertada
para la batalla dar
fue ella toda espantada
de la sierpe arrebatada
1015 que en el ayre vio bolar,

mas muj fuerte esforço
el buen qonde a la su gente
y avnque tristes los hallo
gozo grande les torno
1020 esforçando cuerdamente.

Capitulo CXVIII. De la cruel batalla que el buen conde Fernand Gonçales ovo con los moros el primero dia y commo echo a los moros de sus tiendas y del grand daño que los xristianos rresçibieron. Notase que no sin peligro se alcança vitoria.

Grande fue la matanç
en el dia primero fecha
y fuerte fue la lança
de aquel conde a dios loança
1025 que hazla con su derecha.

Ganaron con fortaleza
qonde y suyos aquel dia
las tiendas con su biveza
grande cierto y ardideza
1030 yendo del (181) conde por su guja.

Capitulo CXIX. De la crudelissima e peligrosa batalla que ovieron moros y xristianos en dos dias y de los rreyes y principes e cabdillos que fueron muertos y commo Santiago e Sant Millan y Sant Pelayo y muchedunbre de angeles aparesçieron en la batalla y fueron vencidos los moros.

El buen conde y castellanos
haziendo grandes hazañas
vencieron a los paganos
y a sus poderes tan magnos
1035 con todas (182) sus conpañas (183).

Santiago y Sant Mjllan
y Pelayo van hiriendo,
angeles en moros dan
fuertemente y grand afan,
1040 a Mahoma maldiziendo.

Capitulo CXX. De comnmo el buen conde Fernand Gonçales buelto del alcançe de los moros fizo sepultar a los cristianos en el monesterio de Sant Pedro de Arlança. Notase la tanta devoçion commo el conde tenja en el djcho monesterio.

Conde y suyos tras los moros
dieron a grande correr,
van conformes y decoros,
hallan muchos de thesoros
1045 para sienpre enrriquesçer.

Sepultaron en Arlança
los xristianos fallesçidos
dieron loores syn tardança
a dios por buena andança
1050 ser de santos socorridos.

Capitulo CXXI. Commo el buen conde Fernand Gonçales fue a las cortes del Rey don Sancho de Leon y commo el Rey quiso conprar el cavallo y açor al qonde. Notase commo dios a los suyos con casos no pensados les aduze libertad.

Fue el conde rresçibido
del Rey Sancho y cavalleros
y el açor fue vendido
con cavallo escogido
1055 commo amjgos verdaderos.
Fue tenjdo y acatado
aquel conde en Leon
por lo que ovo rrazonado
por lo que ovo bien hablado
1060 con la su noble rrazon.

Capitulo CXXII. Commo el enperador don Enrrique enbio sus presentes y enbaxada sobre su casamjento del ynfante don Garcia al buen qonde Fernand Gonçales.

Alberico enbaxada
y presente truxo al conde
y vna carta bien notada
con su sello rrubricada
1065 del Enrrique al buen conde,

contrato de casamjento
para aquel noble su hijo.
Fue grande rresçibimjento
y noble rrecodimjento
1070 y grand gozo sin letijo.

Capitulo CXXIII. Commo el buen conde Fernand Gonçales sallo a rresçebir al enbaxador Alberico y fue casado el ynfante don Garçi Fernandez con la ynfanta doña Abba sobrina del enperador don Ennrrique.

Capitulo CXXIIII. Commo el santo padre don Juan viçesymo enbio enbaxada e muchas santas rreliquias al buen conde Fernand Gonçales el qual las coloco en el monesterio de San Pedro de Arlança donde oy se muestran.

De dios y sanctos floresçen
rreliquias de grand gloria
en Sant Pedro do paresçen
y en caxas rricas rrequjesçen
1075 de grand virtud y memoria.

Aposteles y (184) confesores
ende martires con virgines
huesos santos y licores
ende el conde con primores
1080 las puso con todos fines.

Capitulo CXXXV (185). Commo Adurramen Rey de Cordova çerco al Rey don Sancho de Leon y fue en su ayuda el buen conde Fernand Gonçales y commo vençio a los moros y desçerco a Sahagund de la discordia entre los castellanos y leoneses.

El Rey don Sancho llamando (186)
El (187) buen qonde camjno
y el los suyos acuçiando
y el a Leon desçercando
1085 a leoneses delibro.

Adurramen y sus gentes
todas fueron destroçadas
del buen conde con valientes
con sus lanças excelentes
1090 las mas fueron cabtivadas.

Capitulo CXXXVI. Commo el Rey don Garçia de Navarra corrio a Castilla y commo ovieron batalla el y el buen qonde Fernand Gonçales en que vençio el conde y fue herido el Rey de que murio.

Con mano corre poderosa
aquel don Garçia a Castilla
haze cruel (188) muj llorosa (189)
destruyçion y dolorosa
1095 con su gente a maravilla.

Dase batalla canpal
por al (190) conde y este Rey
de la qual fue triunphal
el conde y hirio mal
1100 a aquel con la su grey.

Capitulo CXXXVII. Commo el Rey don Sancho enbio llamar al buen conde Fernand Gonçales a sus cortes y commo prendieron al conde y de las rrazones que pasaron y de la yndignaçion que avia entre Leon y Castilla.

A grand tuerto y sin rrazon
fue preso aquel buen conde
de aquel don Sancho de Leon
y metido en grand prisyon
1105 en aquella torre adonde

fue de todos muj llorado
por la noble de Castilla,
fue ende Sancho (191) maltratado,
fue su cuerpo apasyonado
1110 syn tener ende manzilla.

Capitulo CXXXVIII. Del granel lloro y llanto que la noble condesa doña Sancha y castellanos fizieron sabida la prisyon del buen conde y de la manera que la condesa tovo para le soltar.

Capitulo CXXXIX. De las dissensyones que ovieron el Rey don Sancho y el buen conde Fernand Gonçalez y del ayuntamiento de gente y libertad de Castilla y traslación de Sant Pelayo e muerte del Rey don Sancho.

Capitulo CXL. Commo el buen qonde Fernand Gonçales corno y estrago toda tierra de Cordova y Andaluzia con qujen los moros no osaron pelear.

Temen aquel bravo leon
toda la grannd moreria,
sienten grand tribulaçion
de muertes y de prisyon
1115 dando al conde mejoria.

Con mano corre poderosa
este a Cordova y su tierra,
entra en moros con graciosa
gente fuerte y anjmosa
1120 haziendoles cruel (192) guerra.

Capitulo CXLI. Commo rreygno el Rey don Ramiro y fizo paces con los moros los quales vinjeron contra xristianos.

Los moros con grand presteza
pazes hazen con Ramjro
y destruyen con grand biveza
la tierra con su braveza (193)
1125 segund que en prosa mjro.

El conde por ser doliente
no lo puede defender,
anda aquel Vela valiente
con los moros y su gente
1130 por la tierra confonder.

Capitulo CXLII. Commo los moros conjunto con el conde don Vela estando el conde enfermo corrieron a Castilla y commo el conde lidio con ellos.

No podiendo ya sofrir
el conde los grandes males
fue muj fuerte a ferir
por los moros el destroyr
1135 dando muertes crimjnales.

A (194) aquel Vela el corriendo 195)
con palabras le yncrepando
en sus espaldas hiriendo
a los moros destruyendo
1140 con esfuerço y matando.

Capitulo CXLIII. Del grand quebranto y lloro que hazian los castellanos deshuziados de la vida del conde y de las maravillosas cosas que el les dezia.

Ya el conde muj cansado
de las armas y pelear
ya del todo quebrantado
ya del todo muj cargado
1145 dios le quiere asi (196) llevar.

Lloran con grand pasyon
los sus nobles castellanos
tienen en si turbaçion
dales (197) el consolaçion
1150 a dios alçando sus manos.

Capitulo CXLIIII. Commo el conde Fernand Gonçalez fizo su oraçion a dios y le aparesoio vn angel que le dixo guando avia de morir

Ora el conde muj ferviente
sus manos a dios alcando
viene el Angel rrelusiente
con cara muj plasjente (198)
1155 grandes bienes le narrando:

«Ave gozo y alegria,
—el diziendo—, conde honrrado,
que presto sera aquel dia
en que yo syendo tu guja
1160 con dios seras colocado».

Capitulo CXLV. Commo el buen conde Fernand Gonçales enbio sus cartas de paz a los Reyes de Leon y Navarra.

Escrive al conde con hemençia (199)
carta al Rey Ramjro dada
que le plega a su presençia
tener paz que rresystençia
1165 den a gente rrenegada

Pazes firman juntos todos
Leon, Navarra con Castilla
ponel conde tales modos
que se ayuden commo godos
1170 porque a moros sea manzilla.

Capitulo CXLVI. De las maravillosas cosas que el glorioso conde Fernand Gonçalas dixo a los castellanos estando enfermo dando enxenplo de paz e justicia sylencio prudencia e obediencia e mjsericordia.

Convocadas las sus gentes
en la cama el conde estando
dizeles que paren mjentes
y obren y sean tenjentes
1175 ellos paz justicia amando,

consiguiendo syn faltar
amor lo que la prudencia
y viçios quieran dexar
y a virtudes (200) se allegar
1180 a dios tenjendo obediencia.

Capitulo CXLVII. De commo los castellanos rrogavan a la noble condesa que les descubriese la intençion del conde y de lo que ella les dixo.

Juntanse maravillados
castellanos y condesa
estan asaz todos turbados
muj tristes y congoxados
1185 que tristura nunca (201) çesa.

Todos juntos acordaron
de al buen conde suplicar
que les diga y asi entraron
la cavsa porque llegaron
1190 y ende fue su camjnar.

Capitulo CXLVIII. Commo el conde Fernand Gonçales confeso con don Aurelio abbad del monesterio de Sant Pedro de Arlança.

Confeso con contriçion
el conde fuerte llorando
oyole de confessyon
aquel Aurelio varon
1195 su alma le encomendando.

Ruegale con grand mesura
en el no sientan tristeza
porque no tengan tristura
los suyos y grand rrencura
1200 dando a moros viveza.

Capitulo CXLIX. De los famosos castigos que dio el conde Fernand Gonçales a los castellanos van explanados los VII pecados mortales con sus circunstancias virtudes y otros enxenplos.

Adotrina muj ferviente
el buen conde a Castilla
bien enseña a la su gente
de virtudes ciertamente
1205 ques (202) por cierto maravilla.

De pecados q[r]iminales
el conde manda apartar
diziendoles qantos males
excesos y muj mortales
1210 trahen el alma a condenar.

Capitulo CL. De la aspera penjtencia que fazia el ende Fernand Gonçales y de lo que le dixeron los castellanos y el rrespondio.

Cubre el conde con dolor
su cabeça de çenjza,
llora con grand amargor
SUS pecados y su herror,
1215 que su carne se desliza,

desnudo en tierra echado,
el çelicio fasta el suelo,
de rrodillas hinojado,
y en la tierra el postrado,
1220 faziendo muj grand duelo.

Capitulo CLI. De las notables amonestaçiones que el buen conde Fernand Gonçales dixo a los catellanos dandoles enxenplos en todos buenos fechos.

Exenplos maravillosos
esta el conde a suyos dando
son en todo muj famosos
hazeles mas cuydadosos
1225 de virtudes adornando.

Entran los padres benditos
symulando grand plazer
son fieros los gritos,
andan tristes y contristos
1230 por el conde ver yazer.

Capitulo CLII. De vna famosa exclamaçion que el buen conde Fernand Gonçales fizo contra la vida y contra la muerte y rrevelo a los castellanos su muerte y les rrogo que no hiziesen por el llanto.

Con gesto muj amoroso
el buen conde esta en la (203) cama
enseña muj acuçioso
lo santo y virtuoso
1235 porque tengan bu[e jna fama.

Vna estrella rreluziente
aparesçe y rresplendor
y las piedras çiertamente
agua sangre muj caliente
1240 sudan con grand dolor.

El exçelente conde estando
en la su hora postrimera
al alto dios adorando
su anjma le encomendando
1245 con fe linpia y verdadera.

Del su pueblo esforçoso
fuele dicha tal rrazon:
«¿Donde, conde aventuroso (204),
mandas que sea en rreposo
1250 el tu cuerpo a la sazon?»

Respondio con pureza
de exçelençia a (205) maravilla:
«No me pongays en alteza
nj en ninguna de nobleza
1255 mas en Sant Pero a la orilla».

«El que mas bien escogiere
con (206) coraçon triunfante
o a las yglesias mas diere
o mas bien que yo hiziere
1260 quiero que pase adelante».

Salio el anjma gloriosa
de aquel cuerpo mortal,
fue con luz rrelunbrosa
en (207) conpañja fermosa
1265 a la gloriosa çelestial.

Queda grande y suave olor
en el cuerpo tan loçano,
quedan todos con dolor,
quedan todos con margor
1270 por perder aqueste magno.

Capitulo CLIII. Commo los rreyes de Leon y Navarra y toda la clerezia y los nobles castellanos llevaron al glorioso conde Fernand Gonçales al monesterio de Sant Pedro de Arlança.

Al buen conde sepultaron
rreys y condes cavalleros,
noblemente le honrraron,
todos juntos le llevaron
1275 castellanos delanteros.

fue puesto en Arlança
con grand suntuosidad,
dieron a dios loança
gente mucha con pujança
1280 fazienclo solennjdad.

Villançico
1281 Biue el conde guerreador
y avnque muerto vençedor.
Sean (208) graçias al clemente
dios padre poderoso
1285 que en los suyos es glorioso
commo alto onnipotente,
que a este conde exçIente
en la muerte da honor,
y avnque muerto vençedor.

Nunca muere quien bien biue
sienpre obrando, bien haziendo,
sienpre fue asi biujendo
este conde que prosygue.
Fernand Gonçales se escrive,
1295 tenle sienpre en primor,
y avnque muerto vençedor.

Muerto yaze en sepultura,
es su nonbre mas que bivo,
y yo creo y (209) cierto scriuo
1300 commo dize la scriptura,
que el que es bueno sienpre tura
en grande (210) gloria y dulçor,
y avnque muerto vençedor.

En la vida fue guerrero
1305 y en la muerte mucho mas,
ellos (211) es por tal conpas
que se muestra muj çertero
el ser syervo verdadero
del muj alto superior,
y avnque muerto vençedor.

Quien bien syrve al soberano
sienpre lleva la vitoria,
para (212) sienpre es en gloria
commo consta en este magno
1315 conde, alto muj humano,
en virtudes grand valor,
y avnque muerto vençedor.

Muchas vezes fue ayudado
en las sus (213) grandes peleas,
1320 y esto (214) ten y cierto creas
que non fue desanparado,
de angeles es ayudado
con armas de grand blancor,

Visiones muj excelentes
este conde vio glorioso,
San MjIlan rrelunbroso
le dio bozes eloquentes
y con armas rreluzientes (215)
1330 vio a Pelayo dar clamor,
y avnque muerto vençedor.

Los angeles aparescieron
a este conde tan honrrado
de los santos fue ayudado
1335 y cosas muchas dixeron
qando preso se oyeron
bozes de grand pavor,
y avnque muerto vençedor.

No se olujde Cascajares
y la grand vitoria avida.
Gente poca, muj luzida,
asaz dieron de pesares,
a los moros almoyfares
dieron muerte y dolor,
1345 y avnque muerto vençedor.

Hundese con grand presteça
por encima de vn otero
cavallo con cavallero,
cosa cierto de tristeza,
1350 rrelanpagos de grand biueza
fueron vistos de temor,
y avnque muerto vençedor.

En Ximancas la vitoria
fue testigo y matança
1355 y del conde la su lança,
cosa digna de memoria,
ende santos con grand gloria
fueron vistos (216) con grand loor,
y avnque muerto vençedor.

1360 Adurramen bien se entro
El ayuda çelestial,
sus armas mjsmas syn al
a los suyos herir (217) vio,
las donzellas y perdio
y Fafia syn grand honor,
y avnque muerto vençedor.

Santiago rnuj glorioso
paresce commo cristal
en ayuda de aquel tal
1370 conde alto poderoso,
va vencido y medroso
aquel perro dAlmonzor,
y avnque muerto vençedor.

Aparescçe Sant Millan
en ayuda de xristianos,
gozanse los castellanos
en ver los golpes que dan (218),
syenten moros grand afan
de tristura y grand pavor,
1380 y avnque muerto vençedor.

Lleva alta la vandera
aquel monje Sant Pelayo,
hiere, corre commo rrayo
blanca cruz por delantera,
1385 de aquilon gente çertera
hiere (219) con grand rresplandor,
y avnque muerto vençedor.

Dizen al conde de creer
por su nonbre le llamando:
1390 «Conde, conde don Hernando,
grannde es el grand poder
que te viene a valer,
esfuerca no ayas temor,
y avnque muerto vençedor».

1395 Los angeles aparesçieron
a este conde tan honrrado,
de los angeles fue mjrado
y cosas muchas (220) dixeron
guando preso se oyeron
bozes cierto de pavor,
y avnque muerto vençedor.

Y la yglesia bien sintio
aquella grand syn rraçon
guando por ver la trayçion
1405 ella mesma se hendio
y el pilar ende se vio
ser liviano de rrigor,
y avnque muerto vençedor.

El estando en prisyon
de aquel Rey don Garçia,
vn angel que rreluzia
le traxo vna oracion.
Ella es çierto (221) devoçion
de virtud y grand primor,
1415 y avnque muerto vençedor.

El dia supo de morir
por vn angel rrevelado,
ende le fue rrelatado
que a la gloria avia de yr
1420 y que avia siennpre a bivir
en grand gloria y dulçor,
y avnque muerto vençedor.

Cosa digna mjraglosa
en la su muerte se vio,
1425 commo angel rreluzio
la su cara tan fermosa,
fue a todos muj graciosa
muerte de tal honor,
y avnque muerto vençedor.

1430 En Arlança rrecontando,
dios ensalça su humjIdança
en los muertos, syn tardarça
la tierra de sy echando,
en verdad testificando
1435 ende ser el superior,
y avnque muerto vençedor.

el en cabo esta yaziendo
con su grande humjIdad,
la supremina deidad
1440 a njnguno consintjendo
que le pase, a lo que entiendo
por ser el meresçedor,
y avnque muerto vençedor.

Capitulo CLIIII. De las muchas maravillas y mjraglos que dios por el buen conde Fernand Gonçales mostro.

Capitulo CLV. Commo dios mostro vn grand mjraglo por el buen conde Fernand Gonçales despues de muerto aparesçiendo en la cibdad de Leon e hallandose en la batalla de las Navas de Tolosa e de las maravillas que ende acahesçieron.

Capitulo CLVI. Commo los huesos de los bien aventurados Sant Pelayo y conde Fernand Gonçales sonaron guando fue vencido el poderoso turcho Mahumete e de las cosas maravillosas que en la batalla avinjeron.

Capitulo CLVII. Commo se prosygue vn testimonjo del sonjdo que fizieron los huesos de Sant Pelayo e conde Fernand Gonçales en la conquista del rreygno de Granada fecha por los muj poderosos y xristianissimos Rey don Fernando e Reyna doña Ysabel.

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.