Ardo o Ardón [?-¿720/725?]

Último rey visigodo (c. 713/714-¿720/725?)

 

Su nombre aparece únicamente en una continuación de la Chronica regum Visigothorum, en el llamado Continuatio codicis C Parisini. En dicho documento se indica que sucedió a Agila II y que se mantuvo en el poder durante siete años.

Su ámbito de dominio era muy reducido: aquellas zonas del reino visigodo en la Tarraconense y la Septimania que aún no habían sido conquistadas por los musulmanes. Durante sus años de gobierno tuvo que enfrentarse a varias incursiones. El valí al-Hurr conquistó Pamplona, Tarragona y Barcelona entre los años 717 y 718, y realizó incursiones en las zonas más montañosas de los Pirineos. Es de suponer que Ardo y sus partidarios se refugiaron en la Septimania.

La conquista de la Septimania la comenzó el sucesor de al-Hurr: al-Samh. En el horizonte del 720/721 ya habían caído las ciudades de Narbona, Béziers, Lodève, Agde y Magalona. Pero será el valí ‘Anbasa quien incorporó totalmente la provincia a al-Andalus con la toma de Carcasona y Nimes el 725.

No se sabe cuando falleció Ardo ni si se mantuvo hasta el final de la conquista de la Septimania. Con él, de forma definitiva, desapareció el reino visigodo.