Fruela Bermúdez [? – 866/867]

Rey de Asturias (866)

Conde de Lugo ( – 866)

Tras la muerte del rey Ordoño I, Fruela Bermúdez, que era conde de Lugo, avanzó con un ejército hasta la capital de Oviedo y se hizo proclamar rey de Asturias. El legítimo heredero, Alfonso III, se refugió en el condado de Castilla.

El conde Rodrigo de Castilla y otros nobles reunieron un ejército que apoyaba a Alfonso III y ese mismo año se internaron en Asturias. Derrotaron y capturaron a Fruela Bermúdez, quien fue ejecutado al poco tiempo.

Alfonso III fue coronado el 25 de diciembre del 866.