[¿? – d. 1035]

Condesa consorte de Pallars-Jussà (c. 1010 – c. 1017), última condesa de Ribagorza (1017 – c. 1019)

Mayor García era la cuarta hija del conde García Fernández de Castilla y de Ava de Ribagorza.

Matrimonio con Ramón III de Pallars-Jussà (c.1010)

Se casó en torno al año 1010 con Ramón III, conde de Pallars-Jussà. Este matrimonio tuvo un claro sentido político debido a la situación política del condado de Ribagorza. Toda de Ribagorza tuvo que enfrentarse a una serie de derrotas frente a las tropas musulmanas que mermaron su territorio (1006). Buscó entonces el apoyo del conde Suniario I de Pallars, con quien se casó. Pero Suniario I trató de obtener territorios para sus propios dominios. Cuando Toda enviudó (1010) reclamó la ayuda de su sobrino Sancho García, conde de Castilla, quien vino acompañado de Guillermo Isárnez, en quien abdicó la condesa Toda de Ribagorza.

Seguramente en el séquito viajó también Mayor García quien se casó con uno de los hijos del recién fallecido Suniario I, Ramón III, para aplacar los deseos territoriales del condado de Pallars en Ribagorza. El matrimonio debió ocurrir en algún momento entre los años 1010 y 1011.

Es también posible, en opinión de Gonzalo Martínez Díez, que la persona a la cual Toda cedió los derechos condales fuera directamente Mayor y que Guillermo Isárnez, con un perfil militar, fuera quien realizara las labores de gobierno más directo.

 

Última condesa de Ribagorza (1010/1017 – c. 1019)

Mayor y Ramón III actuaban en tiempos de Guillermo Isárnez en algunos territorios de Ribagorza como si fueran propios. Así parece demostrarlo un documento del 1015 en el que estando en Castaneda ceden la mitad de la iglesia de San Martín al monasterio de Alaón. Lo mismo hacían el 3 de agosto de 1016 con la villa de Suerte al monasterio de Labaix.

Al morir a fines del 1017 Guillermo Isárnez, el gobierno del condado de Ribagorza queda totalmente en manos de Mayor García. Es posible que la nobleza ribargozana no viera con buenos ojos que fuera Mayor quien gobernara el territorio ya que había sospechas de que Guillermo Isárnez había sido asesinado en el valle de Arán por instigación de su marido, el del conde de Pallars-Jussà.

Esto fue aprovechado por Sancho III para tratar de ampliar sus dominios pirenaicos. Mayor y Ramón III aparecen aún donando los campos de Aguilar al monasterio de Obarra. Es la última ocasión. A partir de ese momento es Sancho III quien parece dominar en el condado de Ribagorza.

Además se ha producido un hecho transcendental: el conde Ramón III ha repudiado a Mayor, quien tienen que volver a Castilla. Se sospecha que el obispo Borrell de Roda, apoyado por el abad Oliba de Ripoll, a su vez instigado por Sancho III, comenzó a tramar contra el matrimonio y, finalmente, aduciendo ilegalidad canónica por consanguinidad entre esposos (ambos eran primos carnales), logró el repudio¹. La fecha de este repudio debió de ser posterior a agosto del año 1019 pues el matrimonio aparece aún en dos documentos del 11 de agosto de 1019 del monasterio de Santa María de Obarra.

 

Condesa en Sositano (c. 1019 – c. 1025)

Mayor García permaneció algunos años en el valle de Sos (Sositano), con centro en Castejón de Sos, ejerciendo autoridad con el título de condesa, junto a dos nobles ribagorzanos: Enardo (recibió una donación el 2 de febrero de ¿1023?) y Apón Galindo. El último documento en el que Mayor aparece aún en sus dominios ribagorzanos es del año 1025. Es posible que llegara a un acuerdo con su sobrino Sancho III para ceder sus derechos a la esposa de Sancho, Muniadonna. De este modo Sancho III logró por fin ocupar todo el territorio de Ribagorza. Mayor García se volvió entonces a Castilla.

 

Posible retiro en San Miguel de Pedroso (c. 1028 – c. 1035)

Mayor aparece documentada en el monasterio burgalés de San Miguel de Pedroso en el año 1028. En este documento retiene el título de condesa y también en otros posteriores en los que aparece firmando junto a Sancho III, ya que parece formar parte de la corte o séquito real pamplonés. El 24 de octubre de 1032 firma un documento junto a  su sobrina Muniadonna y Sancho III en Covarrubias.  El 4 de abril de 1035, en un documento conservado en la catedral de Huesca, acompaña a Sancho III en su intervención en tierras oscenses. Es esta su última aparición documental.

Se desconoce la fecha y el lugar de la muerte de Mayor García y dónde se encuentra su sepultura.

Como curiosidad, la biografía de Mayor de Castilla ha servido a la escritora Marisa García Viñals de base para su novela Voces tras las sombras. Tragedia y pasión de la condesa doña Mayor en el valle de Benasque.

 


  1. En la 3ª Crónica de Alaón o Fragmentum historicum, compuesta hacia 1154, se cuenta así estos hechos: «Post mortem eius rex Sancius tenuit comitatum Rippacurtie, quie ei accidebat iure propinquitatis tali modo; Maior comitissa, soror comitis Sancii de Castella, fuit uxor comitis Paliarensis Raimundi Suniarii; quam dimissam consanguinitatis causa, cogitavit eam eicere a Rippacurcia; quod cum non posset, timore suo stetit in terra sua Rippacurcia, sedens in valle Sositana; que cum inde expulsa esset ab iniquis Rippacurcie, rediit in terram Castelle. Rex Sancius Pampilonensis habuit uxorem filiam predicti comitis Sancii de Castella, nomine Maiorem.»