León es una ciudad bimilenaria y fue la sede del histórico reino medieval de León. Atesora un enorme, variado y valioso patrimonio monumental como puede se puede consultar en esta guía de León en 3 días.

Sin embargo, siendo una de las ciudades más importantes de España entre los siglos IX y XI, apenas existen restos de construcciones prerrománicas.

Es obvio que esta ciudad regia tuvo que tener palacios, iglesias, monasterios y otros edificios construidos en este estilo arquitéctonico, previo al románico. Pero el crecimiento urbano, la demolición y transformación de las construcciones, ha ocultado casi por completo esa herencia.

Resultado de esta evolución para aquellos amantes del prerrománico, hoy en día solo existe un edificio prerrománico reconocible, aunque muy restaurado. Se trata de la iglesia de San Salvador de Palat del Rey, que es considerada como la iglesia más antigua de la ciudad.

Iglesia de San Salvador de Palat del rey en León
Iglesia de San Salvador de Palat del Rey en León

Historia de San Salvador de Palat del Rey

Según la Crónica de Sampiro, el rey Ramiro II impulsó un gran conjunto de construcciones civiles y religiosas en la capital leonesa durante la primera mitad del siglo X.

Uno de estos edificios fue la iglesia de San Salvador, levantada junto al Palacio Real, por eso el apelativo de Palat del Rey. Así cita la construcción de esta iglesia Sampiro:

Filiam suam Geloriam Deo dicavit et sub nomine eiusdem monasterium, mirae magnitudinis, intra urbem Legionesem, construxit, iuxta palacium regalem

Y años después Lucas de Tuy nos dice que:

El rey Ramiro, todas las cosas apaciguadas, como era muy manso, a su hija Geloria dio a Dios, y por su gracia (de ella), ese mismo rey edificó monasterio de yuso de la Cibdad de León, en honor a Sant Salvador, cerca del palacio del Rey, a donde mandó que estuviese.

Realmente era la iglesia de un monasterio que acogería a las mujeres de la familia real. De hecho, allí tomaría posteriormente los hábitos su hija Elvira Ramírez a la edad de 12 años, a quien además concedió el Infantado de Torío.

La profesión de fe de Elvira ocurrió antes del 24 de septiembre del 946, fecha en la que está datado un documento firmado por la infanta Elvira y su padre en la que ya se define como Deo vota.

Por lo tanto, la fecha de construcción aproximada parece ser entre 939 (tras la batalla de Simancas, una vez apaciguada la situación como dice Lucas de Tuy), y el 946.

Junto a este monasterio hubo un cementerio donde fueron enterrados los reyes leoneses Ramiro II, Ordoño III, Sancho I y Ordoño IV.​

Pero el conjunto fue arrasado en gran parte por Almanzor en el 988. En consecuencia, los enterramientos se trasladaron al Panteón Real, ahora en la cripta de San Isidoro, y las mujeres se trasladaron al monasterio de San Pelayo, el origen de lo que más tarde se conocerá como monasterio de San Isidoro de León.

Debido al estado en el que quedó San Salvador, la iglesia fue muy modificada en la Edad Media y, posteriormente en el siglo XVI, aunque aún se conservan restos prerrománicos.

Restauraciones recientes de la iglesia de Palat del Rey

La aparente insignificancia del templo llevó a que en 1910 las autoridades municipales decidieran demolerlo. Sin embargo, un estudio previo llevado a cabo por el arquitecto Juan Crisóstomo Torbado, descubrió los restos, la planta y los cimientos de la iglesia prerrománica primitiva. Tras estos descubrimientos y el estudio exhaustivo del profesor Gómez Moreno, las autoridades tomaron la decisión de conservarlo. El 13 de noviembre de 1931 fue declarado Monumento Histórico Artístico.

Tras casi un siglo de abandono, la Fundación del Patrimonio Histórico de Castilla y León, en colaboración con el Obispado de León, se hizo cargo de la última restauración en el año 2006.

Se ha podido reconstruir su planta original, se ha comprobado que la zona ha estado ocupada desde la época romana y además se han encontrado restos del suelo de la iglesia, de tradición romana, mezcla de ladrillo y cal, y enterramientos datados entre el siglo XII y principios del XIX.

Descripción de la iglesia de Palat del Rey

La planta de San Salvador de Palat del Rey era de cruz griega, de unos 14 x 12 m. Los lados este y oeste de la cruz tienen planta en forma de arco de herradura en el interior y planos al exterior, que recuerdan a las iglesias de ábsides contrapuestos; los otros compartimentos laterales son menores y de planta cuadrada tanto al interior como exteriormente.

Planta de la iglesia de San Salvador de Palat del Rey
Planta de la iglesia de San Salvador de Palat del Rey. Extraída de Panteones regios leoneses (924-1109). Concatenaciones dinásticas y discontinuidades topográficas, Gerardo Boto Varela, 2015

De su estructura original sólo se conservan a la vista la base de los muros del ábside principal y la zona central del crucero, compuesta por los cuatro pilares de piedra, los arcos de medio punto que los unen y la cúpula que se soporta el conjunto.

La cúpula está formada por doce gallones, con aristas que arrancan de las diagonales y construida en piedra de toba y sillarejo.

Interior de la iglesia de San Salvador de Palat del Rey
Interior de la iglesia de San Salvador de Palat del Rey

El ábside principal se comunicaba con el resto de la iglesia por medio de un gran arco triunfal de herradura sobre columnas y capiteles que, aunque había desaparecido, ha sido reconstruido en la última restauración.

Arco triunfal de herradura reconstruido de la iglesia de San Salvador de Palat del Rey
Arco triunfal de herradura reconstruido de la iglesia de San Salvador de Palat del Rey