Fuentes históricas

 Fuentes históricas antiguas y medievales


Fuero de Canales de la Sierra (934)

En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, que es un solo Dios y una increada Deidad. Yo Fernán González, por la gracia de Dios toda Castilla imperante, la cual gracia otorgante de mi voluntad doy y otorgo los términos y fueros a la villa de Canales, que los haya firmes para siempre jamás hasta el fin del siglo. Desde la Cogulla hasta Findegorcia, é á

Anales Castellanos Segundos o Annales Castellani Recientores

In era XXXVIII Ihc Xpc filius Dei uiui in Ierusalem Iudeae de uirgine Maria natus est sub Herode rege. En la era 38 (año 0) Jesucristo, hijo vivo de Dios, nació de la Virgen María en Jerusalén de Judea, bajo el reinado de Herodes. In era LXVIIII Ihc Xpc ad passionem uenit anno Tyberii XIIII. En la era 69 (año 31) ocurrió la Pasión de Jesucristo en el año decimocuarto de

Anales Castellanos Primeros o Annales Castellani Antiquiores

Transcripción del texto en latín y traducción al castellano de los Anales Castellanos Primeros o Annales Castellani Antiquitores, también llamados anteriormente Cronicón de San Isidoro (Chronicon Sancti Isidori Legionensis Anonymum). Se han conservado en un manuscrito del año 1058, compuesto en escritura visigótica, hallado en la basílica de San Isidoro de León que hoy en día está custodiado en la Biblioteca Nacional en Madrid. En concreto se encuentran en el folio

Crónica Ad Sebastianum – Fuente histórica

Versión de la Crónica de Alfonso III posterior a la versión rotense. Una vez redactada la rotense, el rey Alfonso III se la envió a su sobrino Sebastián, obispo de Salamanca u Orense,​ quien mejoró el estilo retocando su tosco latín, censuró varios fragmentos e introdujo ciertas correcciones ideológicas como las del noble origen de Pelayo, la exculpación del clero o la exaltación de la intervención goda en el origen

Crónica Rotense – Fuente histórica

Texto en latín y traducción al castellano de la Crónica Rotense, la primera versión de la Crónica de Alfonso III. Se llama así por haberse encontrado en la Catedral de San Vicente de Roda de Isábena. Está escrita en un latín bastante bárbaro y pretendía ser una continuación de la Historia de los godos del obispo Isidoro de Sevilla. Termina al final del reinado de Ordoño I. Es la base de

Crónica Albeldense – Fuente histórica

INCIPIT LIBER CRONICE I. EXQUISITIO TOTIUS MUNDI Omnis mundus discribtus est a uiris sapientissimis, id est, Nicodoso, Didim[ic]o, Teudoto et Policlito tempore Iulii Cesaris. Oriens dimensus est per annos XXI, menses duos, dies VIIIº, Occidens per annos XXVI, menses III, dies XIII, Septenbrio per annos XXVIIII, menses II, dies III, Meridies per annos XXII, mense uno et dies XXXª. Oriens habet maria VIII°, insulas VIII°, montes VI, prouintias VII, oppida