Galindo II Aznárez [? – 922]

Conde de Aragón (893-922)

Sucede a su padre Aznar II Galíndez en el 893. Continuó la política paterna de alianzas matrimoniales. Según las Genealogías del Códice de Roda, se casó en primer lugar con Acibella, hija de del conde de Gascuña, García Sánchez. De este matrimonio nacieron tres hijos:

En segundas nupcias se casó con Sancha Garcés, hija de García Jiménez, cabeza de la dinastía Jimena de Pamplona y hermana del futuro Sancho I Garcés. De este matrimonio nacieron dos hijos:

Además tuvo varios hijos ilegítimos: Guntislo , Sancho, Velasco, Banzo y Aznar.

Galindo II apoyó a su cuñado Sancho I Garcés en la rebelión contra el rey de Pamplona Fortún Garcés en el 905. A su muerte los derechos del condado recayeron en Andregoto Galíndez al considerarse que los hijos del primer matrimonio no habían sido legítimos. Realmente fue el rey de Pamplona, Sancho I, quien no quiso reconocer esos derechos y sí los de su futura nuera Andregoto, quien se casaría con su hijo García Sánchez I, de forma que se unificaran ambos territorios bajo la dinastía Jimena.