García I [c. 870 – 914]

Rey de León (910-914)

Hijo de Alfonso III y Jimena de Asturias. Tras la muerte de su padre,  le correspondieron, como primogénito, los territorios de León, Álava y Castilla. Fue el principal protagonista en la rebelión contra su padre, en el año 909, apoyado por su suegro Munio Núñez, conde de Castilla.

Su primera acción militar contra el territorio del emirato omeya ocurrió en el 911 contra una zona indeterminada de Toledo. Continuó la labor repobladora, llegando por la zona castellana hasta el río Duero, en concreto Roa, Aza, Clunia, Osma y San Esteban de Gormaz, en el año 912. Junto a su mujer fundó el monasterio de San Pedro de Eslonza (agosto 912).

Aprovechando que el nuevo emir, ‘Abd al-Rahman III, se encontraba lo suficientemente ocupado pacificando su territorio, en el 914 intentó conquistar La Rioja, llegando a tomar Arnedo, pero enfermó. Murió al poco tiempo en la ciudad de Zamora. Su cuerpo se trasladó al panteón real de la catedral de Oviedo.

Estuvo casado con Nuña o Munia, hija del conde castellano Munio Núñez, y parece que no tuvo descendencia. Le sucedió su hermano Ordoño II.