[¿? – 1028] Petrus Fernandiz o Fredenandiz en la documentación medieval

Tercer conde de Cea (c. 978 – c. 985) y ¿c. 1014- c. 1028?

Pedro Fernández era hijo de Fernando Bermúdez, conde de Cea, y de Elvira Díaz, hija del conde Diego Muñoz de Saldaña.

Aparece por primera vez (Petrus Fernandiz) en un documento del 30 de noviembre del 973 junto a sus padres y hermanos en una donación a Sahagún.1 También confirma (Petero Fernandiz) en el testamento de su tío Vela Bermúdez del 27 de marzo del 9762 y, en la misma fecha, en una donación de Santa María de Cartavio por el conde Fruela Velaz y su mujer Elvira a San Isidoro de León.3

 

Gobierno del condado de Cea (c. 978 – c. 985)

Tras la muerte de su padre, probablemente a comienzos del 978, Pedro Fernández hereda el título paterno y sigue fiel a Ramiro III en su corte de León. De este período nos han llegado dos documentos, aunque en ninguno de ellos es nombrado como conde. El primero, del 24 de noviembre del 978, en el que Ramiro III dona la villa de Sancti Uictori al monasterio de San Cipriano de Valdesaz y donde confirma Petro Fredenandiz.4

El segundo está datado el 6 de diciembre del 984 y confirma (Petrus Fredenandiz) la donación que el presbítero Fafila hace de la villa de Marin de Mazelleros a la iglesia de Santiago de León.5

El 26 de junio del 985 falleció Ramiro III. Entonces su rival Bermudo II, que se había rebelado en los territorios de Galicia (982), logra tomar el trono de León.

A partir de este momento deja de haber documentación sobre el condado de Cea al menos hasta el año 1005. Es de suponer que el condado de Cea será gobernado entre los años 985 y 1005 por nobles fieles a Bermudo II.  No sabemos exactamente qué ocurrió con Pedro Fernández. Fue fiel hasta el último momento a Ramiro III así que al acceder al trono Bermudo II es posible que fuera destituido de sus territorios o ejecutado. Pero existe otra teoría propuesta entre otros por Margarita Torres: Su exilio en Pamplona.6

 

¿Exilio en Pamplona?

Es posible que, debido a su lealtad a Ramiro III, Pedro Fernández dejara sus dominios y se refugiara en la corte de Pamplona. Por esas fechas es también probable que su hermana Jimena Fernández ya estuviera casada con el futuro García II Sánchez. Torres expone que, siendo este Pedro Fernández hermano de la reina consorte de Pamplona, se explica mejor la posterior intervención pamplonesa en el condado de Cea ya que, tras la muerte de Pedro Fernández sin descendencia masculina, Sancho III podría reclamar los derechos de su madre al condado.

Si así fuera, tampoco sabemos la duración de este exilio. ¿Volvió a León tras la muerte de Ramiro III en 999? ¿O espero a que Alfonso V tuviera edad de gobernar en el 1008? Se desconoce con exactitud.

Pero sí sabemos que, en ese período, de tiempo Pedro Fernández contrajo matrimonio, en algún momento anterior al 1002, con Sancha Muñoz, hija del conde Munio Fernández de Saldaña. Un documento del 3 de septiembre del 1002 documenta una donación a Pedro Fernández y Sancha (Petro Fredenandiz et uxori vestre domna Sancia) por parte de una noble llamada Auria en territorio de Uani Amores in ville…Uanicolues“.7

Este exilio no es compartido por otros historiadores como Salazar Acha, Carlé y Martínez Sopena suponen que este Pedro Fernández es otra persona, un hijo de Fernando Flaínez y Gontrodo.8

 

García Gómez de Saldaña se anexiona el condado de Cea (1005-1008)

Tras la muerte de Almanzor (1002), García Gómez de Saldaña y Carrión fue uno de los nobles del reino de León que firmaron treguas con ‘Abd al-Malik Al-Muzaffar, hijo de Almanzor y su sucesor como hayib en Córdoba.

En 1005 se anexionó parte del condado de Cea a sus dominios (Cea y Grajal), hecho confirmado por un documento del monasterio de Sahagún datado el 6 de abril de 1005 en el cual Domingo Zitiz y su esposa Flora donan la villa de Morales a dicho monasterio. García Gómez firma como: «Garsea comite in Zeia et in Graliare». 9

 

Retorno de Pedro Fernández bajo Alfonso V de León

En el 1008 Alfonso V abandona su minoría de edad y se hace cargo del gobierno. Es muy probable que fuera a partir de este momento cuando, si Pedro Fernández estaba exiliado, volviera a sus dominios y se ganara la confianza del rey leonés. A partir de ahora vuelve a parecer un Pedro Fernández en la corte real leonesa.

Parece que Alfonso comenzó a recompensar al conde haciéndole numerosas donaciones. El 29 de abril de 1014 le dona la villa de Abaeif en las cercanías de Astorga (villa…Abaeif…in territorio Astoricense” to “fidelem meum Petrus Fernandi filius)10. Y el 16 de junio de 1016 la villa de Fraxino11. Es de notar que en ambos documentos le da el adjetivo de fidelem meum o fidelem nostrum, una muestra de que confiaba en su fidelidad.

Probablemente fue uno de sus más importantes apoyos frente a las rebeliones de los condes García Gómez de Saldaña y Sancho García de Castilla entre los años 1014 y 1017. Muestra de ello es el documento datado el 14 de marzo de 1017, un mes después de la muerte de Sancho García, el propio rey da a Pedro Fernández la fortaleza leonesa de Castrogonzalo (Kastrum…Gundisalbi…super ripe Zegie territorio Legionense), quitándoselo a su tío Sancho García de quien dice: «…infidelísimo y adversario nuestro Sancho, tío nuestro, que día y noche perpetraba el mal contra nosotros…»12

 

Pedro Fernández en la corte de Alfonso V

El conde Pedro Fernández aparece el 19 de agosto de 1017 donando propiedades (in territorio Astoricensis discurrente riuulo Tera Villa de Azefe) a su esposa Sancha13. Confirmando el 26 de febrero de 1020 la donación que los nobles Fernando Flaínez y su esposa Elvira hacen al monasterio de San Martín14.

Y permanece en la corte suscribiendo varios documentos reales. El 19 de agosto de 1022 confirma (Petrus Fernandizi) una donación de Alfonso V a Riquilo; y el 13 de noviembre de 1023 está de testigo (Petro Fernandiz) en una donación del rey a su notario el presbítero Sampiro16.

Sus dos últimas apariciones documentales son del 2 de agosto de 1026, confirmando una donación a la catedral de León17; y el 26 de diciembre de 1027, cuando recibe de un tal Cide Albonez propiedades en in territorio Astoricensis in villa…Uani Amores. En esta ocasión sí se le vuelve a nombrar como conde: «comite Petro Fredenandiz et uxor vestre domna Sancia» 18.

Probablemente Pedro Fernández falleciera en el año 1028 pues su viuda aparece de nuevo casada en el 1029 con el conde Pelayo Muñoz.

 

La sucesión en el condado de Cea

Pedro Fernández falleció sin tener un sucesor varón con lo que se extinguía la línea masculina de los primero condes de Cea. Los derechos pasaban o a su hija Elvira Pérez o bien a su hermana Jimena Fernández, madre de Sancho III el Mayor de Pamplona.

Es posible que la reivindicación de estos derechos fuera una de las razones de la intervención de Sancho III en el reino leonés a partir del año 1030 una vez que había asentado su dominio en el condado de Castilla. Sancho III ocupará el condado de Cea en el 1030 (Un diploma del 11 de marzo de 1030 procedente del monasterio de Sahagún ya reconoce a Sancho reinando en Cea: «Regnante rege Sanctio in Ceia et rege Ueremudo in Legione») y no se retirará hasta el año 1035, poco antes de fallecer.

Tras la muerte de Bermudo III a manos de Fernando I, el condado de Cea pasará a manos de la familia Alfonso, en concreto del conde Gutierre Alfonso.

 

Matrimonio y descendencia de Pedro Fernández

Pedro Fernández se casó con Sancha Muñoz, hija de Munio Fernández, hermano del conde Diego Fernández de Saldaña en algún momento anterior al 3 de septiembre del año 1002. Tuvieron únicamente una hija:

  • Elvira Pérez. En una donación que su madre Sancha Muñoz y su tercer esposo Rodrigo Galíndez hacen el 31 de agosto de 1038 a la catedral de León, se dice expresamente que durante diez años pertenecieron a Elvira, su hija y de su marido Pedro Fernández. Por lo tanto debió de fallecer en 1038, diez años después de su padre. 19

 


  1. José María Mínguez Fernández: Colección diplomática de Sahagún (siglos IX -XI), vol I, Centro de Estudios e Investigación San Isidoro, 1976, doc. 271.
  2. José María Mínguez Fernández: Colección diplomática de Sahagún (siglos IX -XI), vol I, Centro de Estudios e Investigación San Isidoro, 1976, doc. 283.
  3. España Sagrada, Tome XXXVIII, XXIII, p. 326 (datado incorrectamente en 1076).
  4. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 461, p. 264.
  5. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 498, p. 309.
  6. Torres Sevilla-Quiñones de León, M., Linajes nobiliarios de León y Castilla (siglos IX-XIII), 1999, Consejería de Educación y Cultura de la Junta de Castilla y León, Valladolid, p. 72.
  7.  J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 625, p. 157.
  8. Carlé, M. C. ‘Gran Propiedad y grandes propietarios’, Cuadernos de Historia de España, LVII-LVIII (1973), pp. 1-221, 204; Salazar Acha ‘Los Velas’, p. 38.; Martínez Sopena, P. (1985) La Tierra de Campos occidental. Poblamiento, poder y comunidad del siglo X al XIII (Valladolid), p. 342. 
  9. Mínguez Fernández, José María: Colección diplomática del Monasterio de Sahagún (857-1073), 1976, Tomo II, doc. 384.
  10. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 730, p. 294
  11. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 741, p. 309
  12. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 748.
  13. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 753, p. 326.
  14. Fernández, L., Colección diplomática de la abadía de Santa María de Benevívere (Palencia) (1020-1061), 1967, Madrid, 1, p. 5
  15. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 788, p. 375
  16. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 802, p. 391
  17. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 829, p. 429
  18. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), III (986-1031), 1990, León, doc. 841, p. 443
  19. J. M. Ruiz Asencio, Colección Documental del Archivo de la Catedral de León (775- 1230), Vol. IV, 970, p. 105.