[¿Gerona?, c.874 – † ¿Barcelona?, 26 de abril 911] Guifré II Borrell I en catalán

Conde de Barcelona, Gerona y Osona (897-911)

Hijo, posiblemente primogénito, del conde Wifredo el Velloso y de Guinidilda de Ampurias.

A la muerte de su padre se hizo cargo junto a sus hermanos Sunifredo y Miró el Joven del gobierno de los condados de Barcelona, Gerona, Osona, Cerdaña, Urgel y Besalú. Al poco tiempo este gobierno mancomunado se deshizo y Wifredo se ocupó exclusivamente de los condados de Barcelona, Gerona y Osona junto a un hermano menor de edad: Suniario I.

Afirmación de la autoridad carolingia con Carlos III el Simple

Durante los primeros años de gobierno residirá en Gerona ya que la comarca de Barcelona había quedado devastada por la acción musulmana que causó la muerte de su padre. Por otro lado, renovará la fidelidad a la dinastía carolingia una vez que el usurpador Eudes muere (898) y es proclamado Carlos III el Simple.  Wifredo II rindió homenaje a Carlos el Simple en Tours-sur-Marne en el 899 y a cambio logró legalizar las posesiones obtenidas tras la repoblación de los condados de Osona y Manresa.

Sin embargo, a pesar de esta sumisión, el rey franco comienza a perder parte de su autoridad y de sus derechos fiscales. Carlos III trató de asegurar sus dominios sobre los condados de la Marca Hispánica. Este hecho se nota en que doce de los veintisiete documentos reales de su reinado tratan sobre los asuntos de la Septimania y la Gotia. En el 908 impone al obispo Guigó en la sede de Gerona y será aceptado por Wifredo II.

Actividad interna

Wifredo II participó en dos asambleas religiosas: Barcelona (906) y Gerona(908). A partir del 908 continuará la labor repobladora de su padre en el Lluçanés y el Bajo Llobregat, donde ocupará la orilla derecha de este río para fortalecer su defensa. Realizó también labores de fundación y donación a diversos monasterios como San Pablo del Campo (Sant Pau del Camp, Barcelona) y Sant Cugat del Vallés

Muerte y sepultura

Wifredo II falleció el 26 de abril del 911 posiblemente en Barcelona y será enterrado en el monasterio de San Pablo del Campo, en el actual barrio de El Raval de Barcelona, monasterio que supuestamente había sido restaurado o fundado (no se ha conservado el documento) por Wifredo II. En la sala capitular se conserva la lápida del sarcófago de Wifredo II (encontrada en 1596) con la siguiente inscripción:

«SUB. AC. TRIBUNA. IACIT. CORPUS. CONDAM. WIFREDI. COMITIS. FILIUS. WIFREDI. SIMILI. MODO. CONDAM. COMITIS. BONE. MEMORIAE. DIMITTAT. EIS. DNS. AMEN. QUI. OBIIT. VI. KL. MADII. SUB. ERA. DCCCCLII. ANNI. DNI. DCCCCXIIII. ANNI. XIIII. REG. KARULO. REGE POST. ODONEM. Α†Ω»

En una traducción libre dice:

«Bajo esta tribuna yace el cuerpo del conde Wifredo hijo del igualmente conde Wifredo que tan buena memoria dejó. Señor Nuestro. Amén. Quien falleció el 26 de abril de la era 952, año del Señor 914, año 14 del rey Carlos tras el rey Eudes. Α†Ω»

Lápida sepulcral de Wifredo II de Barceloa en el monasterio de San Pablo del Campo (Barcelona, 911)

Lápida sepulcral de Wifredo II de Barceloa en el monasterio de San Pablo del Campo (Barcelona, 911)

En su testamento dispuso el derecho de acuñar moneda para la iglesia de Vic aunque siempre bajo aprobación real. También dejó parte de su riqueza al monasterio de Ripoll y nombró albaceas a su mujer Garsenda, a su hermano Suniario, al obispo de Vich y al vizconde Ermemiro. Al fallecer sin descendencia masculina directa, será sucedido por su hermano Suniario I (Sunyer I) con el consentimiento de Miró, quien había recibido el condado de Besalú junto con el Ripollés.

 

Matrimonio y descendencia

Se casó en el 898 con Garsenda de Tolosa, hija de Eudes de Tolosa. Únicamente tuvieron una hija, Riquilda, quien se casó con el vizconde de Narbona, Odón I en el 933.