Diego Rodríguez, llamado Diego Porcelos [ ¿? – Cornudilla, 31 de enero 885]

Conde de Castilla (c. 873 – 885)

 

Diego Rodríguez es el segundo conde de Castilla. Sucede a su padre, el conde Rodrigo, en una fecha incierta pero en torno al año 873, aunque su primera mención escrita es del 882.

En los primeros años de su gobierno no tuvo que sufrir ninguna acometida musulmana pues el emir Muhammad I tuvo que hacer frente a multitud de sublevaciones internas desde el año 871, sobre todo por la familia Banu Qasí, que tenía el apoyo de los reinos de Pamplona y de Asturias. Las acometidas cordobesas castigaron la zona central y occidental del reino asturiano pero no la zona castellana.

En estos momentos la línea defensiva de los condados de Castilla y Álava se encontraba en el río Ebro. Diego Rodríguez gobernaba la fortaleza de Pancorbo; Vela Jiménez, el conde de Álava, la fortaleza de Cellórigo. Entre ambas se cerraba el acceso por el río Ebro al territorio del reino asturiano, taponando los desfiladeros de Pancorbo y de las Conchas de Arganzón.

 

Ataques musulmanes (882-883)

Como respuesta a un incursión del rey asturiano Alfonso III hasta las cercanías de Badajoz, el emir Muhammad I envió en los años 882 y 883 dos expediciones contra los condados de Álava y Castilla. Ambas  trataron de ocupar las fortalezas de Cellorigo y Pancorbo, pero sin éxito. Así describe la Crónica Albeldense la campaña contra Pancorbo del 882:

«Esa misma hueste, llegando también al extremo de Castilla, al castillo que se llama Pancorbo, luchó por tres días y no consiguió victoria alguna, sino que a muchos de los suyos les perdió por venganza de la espada. Diego, hijo de Rodrigo, era conde de Castilla. También Munio, hijo de Nuño, dejó desierto Castrojeriz ante la llegada de los sarracenos, porque todavía no estaba fuertemente guarnecido».

En esta lucha Muhammad ben Lubb, de la estirpe Banu Qasí, había vuelto a reconocer al emir y había roto su pacto con Alfonso III. El rey astur ordenó a los condes Diego Rodríguez de Castilla y Vela Jiménez de Álava atacar en el invierno del 882/883 la zona gobernada por Muhammad ben Lubb.

Como respuesta, el emir Muhammad I ordenó otra acometida militar en la misma zona en la primavera del 883. Así lo vuelve a narrar la Crónica Albeldense:

«Luego pasó a los confines de Castilla, al castillo de Pancorbo, y allí empezó a luchar por su propia voluntad, pero al tercer día se retiró de allí muy maltrecho. El conde era Diego».

 

Expansión hacia el sur del Condado de Castilla

Tras estos enfrentamientos militares, Alfonso III y Muhammad I parece que acordaron una tregua que será duradera, pues abarcará también los gobiernos de los emires al-Mundir y ‘Abd Allah. Aprovechando este clima de paz, Diego Rodríguez acomete la tarea de expandir el condado castellano hacía el sur, tarea iniciada ya pocos años antes por el flanco occidental, donde Munio Núñez había fortificado Castrojeriz el año 882.

Así en el año 884 llega hasta el río Arlanzón fundando las ciudades de Ubierna y Burgos. Habitualmente se supone que la localidad de Villadiego también debe su nombre al conde Diego aunque no existe ninguna confirmación de este hecho.

Es posible que durante estos años también se reactivara de nuevo la sede episcopal de Oca, la antigua Auca visigoda.

 

Muerte y sepultura de Diego Rodríguez

Según la Crónica Najerense, Diego fue matado en Cornuta (Cornudilla) en II kalendas de febrero de la era DCCCCXXIII, es decir, el 31 de enero del 885. La crónica deja claro que fue asesinado o muerto de forma violenta. Puede ser que fuera combatiendo al ya citado Muhammad ben Lubb, quien rebelde hacia el emirato de Córdoba, dominaba la zona de La Rioja. La tradición asegura que su cuerpo fue sepultado en la iglesia de San Félix de Oca aunque no es posible asegurarlo.

Fue sucedido en el condado de Castilla por el conde Munio Núñez.

 

Apariciones documentales de Diego Rodríguez

Actualmente no se acepta como verídico ninguno de los cinco documentos en los que aparece Diego Rodríguez. Cuatro de ellos pertenecen al Cartulario del monasterio de San Millán de la Cogolla y los cuatro tienen fechas anteriores al año 873, cuando aún gobernaba su padre (15 de marzo 863, 2 de mayo 864, 869, los tres procedentes de San Félix de Oca; 871, donación en San Vicente de Ocoizta en Álava; y el último es citado por Argaiz y está datado en el 783. Por lo tanto, todo lo que conocemos de Diego Rodríguez procede únicamente de las crónicas históricas.

 

Genealogía y el nombre Diego Porcelos

Diego Rodríguez era hijo de Rodrigo, el primer conde castellano. Se conoce al menos un descendiente de Diego Rodríguez. Se trata de Gonzalo Díaz, quien aparece junto a su mujer María en un documento de San Pedro de Cardeña del 3 de febrero de 921.

En cuanto al apodo con el que actualmente se conoce a Diego Rodríguez, Diego Porcelos, no es contemporáneo y se le puso siglos más tarde. En este artículo puedes conocer su significado y origen.

 

Estatua de Diego Rodríguez Porcelos en Burgos, de Juan de Ávalos (1983)

Estatua de Diego Rodríguez Porcelos en Burgos, de Juan de Ávalos (1983)